El Ayuntamiento apuesta por sustituir la comisaría de la Cantera por una oficina en la Plaza Corazón de María

Comisaria de la Policia Municipal de Bilbao , en la Plaza de La Cantera, en San Francisco./LUIS ÁNGEL GÓMEZ
Comisaria de la Policia Municipal de Bilbao , en la Plaza de La Cantera, en San Francisco. / LUIS ÁNGEL GÓMEZ

Tomás del Hierro asegura que en ningún caso disminuirá la presencia de la Policía Municipal en Bilbao la Vieja

Julio Arrieta
JULIO ARRIETA

El Ayuntamiento de Bilbao baraja la posibilidad de cerrar la comisaría de la Policía Municipal de la Cantera y abrir una oficina policial de atención ciudadana, en la que se podrán interponer denuncias, en la plaza Corazón de María. Así lo ha explicado el concejal de Seguridad Ciudadana, Tomás del Hierro, en una comparecencia en la que ha insistido que el cambio, de hacerse así, no supondría de ningún modo la disminución de la presencia policial ni del servicio en el barrio.

Del Hierro ha comparecido a petición del PP, grupo que ha hecho del futuro de la comisaría de Bilbao la Vieja uno de sus principales caballos de batalla en la política municipal, sobre todo desde que trascendió la existencia de un proyecto para convertir parte del edificio que ocupa en una residencia de artistas vinculada a BilbaoArte.

Tomás del Hierro ha precisado que «cuando hablamos de la comisaría de la Cantera lo hacemos de dos cosas, por un lado la inspección vecinal de Ibaiondo, como unidad operativa de proximidad de la Policía Municipal, y por otro la ubicación física de su sede», en la mencionada plaza. Es decir, por un lado el servicio policial en sí mismo, por otro su localización física. Del Hierro ha insistido en que, pase lo que pase, la primera no va a desaparecer.

«El hecho de que los agentes se cambien o se duchen allí o en otro sitio da igual, porque los servicios van a ser los mismos». Tomás del Hierro (concejal de Seguridad Ciudadana)

El concejal también ha apuntado que las instalaciones actuales, que tienen más de veinte años, presentan varias deficiencias. «Hemos analizado las circunstancias en las que está esta sede se encuentra y planteamos tres posibilidades». La primera sería mantener las instalaciones policiales actuales, lo que daría «continuidad al servicio que se presta en la zona». De escogerse esta opción, «supondría el cierre de la sede durante el tiempo que se hicieran los trabajos de mejora y el traslado provisional de sus recursos a las instalaciones de Miribilla».

Tres opciones

La segunda opción «sería el cierre de esta sede y el traslado a la sede central», en Miribilla, «que está a 500 metros de la inspección de la Cantera». Este cambio «no supondría ningún coste porque las instalaciones de Miribilla están preparadas y la operatividad sería la misma». Es decir, los policías municipales de la Cantera se mudarían ‘con armas y bagajes’ a la sede central de la Policía Municipal y prestarían desde allí su servicio a Bilbao la Vieja, San Francisco y Zabala.

La tercera opción, que tiene todos los visos de ser la definitiva, sería «el cierre de la Cantera y la apertura de una oficina de atención ciudadana, que serviría de referencia para los vecinos de la zona». La presencia policial sería análoga a la actual y lo que se trasladaría a Miribilla serían los equipamientos internos de los agentes, todo aquello que no está a la vista del público en una comisaría: armería, vestuarios, taquillas, comedor...

«Queremos que siga la comisaría actual, con mejoras. Ha sido un elemento fundamental para que se reduzcan los delitos en la zona» Óscar Fernández (PP)

La apertura de esta oficina «requiere una menor instalación, menos recursos materiales, y el coste de mantenimiento sería menor que el de una inspección». Según ha detallado Del Hierro, se está considerando abrir esta oficina en la Plaza del Corazón de María, en el mismo barrio y muy cerca de La Cantera, y «donde hay varias lonjas disponibles».

Estas explicaciones no han satisfecho al concejal del PP Óscar Fernández Monroy. En su opinión, lo que el gobierno municipal pretende, «dicho en román Paladino, es desmantelar la comisaría de la Cantera», hecho que, de darse, supondría una situación de desamparo policial para el barrio. «Queremos que siga la comisaría actual, con mejoras. Ha sido un elemento fundamental para que se reduzcan los delitos en la zona».

Del Hierro ha replicado insistiendo que, sea cual sea la opción final, el servicio policial en el distrito no va a reducirse de ningún modo. «El hecho de que los agentes se cambien o se duchen allí o en otro sitio da igual, porque los servicios van a ser los mismos». A preguntas de los representantes de los demás grupos de la oposición –EH Bildu, Udalberri y Goazen Bilbao–, el concejal ha aclarado que todavía no se manejan plazos para el cambio. En respuesta a Samir Lahdou (Goazen), Del Hierro ha añadido que la oficina de atención ciudadana estaría ocupada por agentes y luciría los distintivos de la Policía Municipal, por lo que a efectos visuales y disuasorios, transmitiría la imagen de presencia policial y seguridad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos