Anuncian rachas de viento de más de 100 kilómetros por hora para el fin de semana

Anuncian rachas de viento de más de 100 kilómetros por hora para el fin de semana
LUIS ÁNGEL GÓMEZ

El Ayuntamiento de Bilbao aconseja alejarse de cornisas, árboles y edificios en mal estado

OLATZ HERNÁNDEZ

El viento del suroeste sopló ayer con fuerza en Bizkaia, azotando con especial voracidad las zonas más expuestas del territorio. Las velocidades máximas se registraron en el monte Oiz, con rachas de hasta 115,2 kilómetros horas. En Matxitxako llegó a los 112 y en Orduña a 107,9. Ante la posibilidad de vientos huracanados durante el fin de semana que vuelvan a superar los 100 kilómetros hora, el Ayuntamiento de Bilbao ha lanzado una serie de medidas preventivas para salvaguardar la seguridad de los ciudadanos.

El Consistorio aconseja cerrar puertas y ventanas, además de retirar del exterior objetos que puedan ser arrancados por el viento, como macetas o ropa tendida. También que los viandantes se alejen de las cornisas, muros, árboles y vallas publicitarias y no se acerquen a edificios en construcción o en mal estado para evitar accidentes. Por último, recomienda extremar la precaución en los desplazamientos por carretera.

El Gobierno vasco mantiene activado el aviso amarillo por fuertes vientos desde las nueve de la mañana de ayer. Y la situación podría empeorar durante la jornada de mañana. En la madrugada del domingo, se prevén vientos de 110 a 120 kilómetros hora en áreas de montaña, que también podrían superar los 100 en el litoral. A la tarde, virará a componente oeste y bajará de intensidad, hasta desactivar el aviso a las tres de la tarde.

Avión desviado a Loiu

La borrasca atlántica ‘Félix’ afecta desde el jueves al oeste de la península, especialmente a Galicia, con abundantes lluvias y vientos huracanados. La agencia vasca Euskalmet anticipó ayer que aún es pronto para hacer un pronóstico en Euskadi, ya que la evolución podría variar en las próximas horas. Por su parte, Ana Casals, portavoz de Aemet, precisó que la borrasca llegará a Asturias y que las costas de Cantabria y País Vasco se «podrían librar».

Los que no pudieron sortear las fuertes rachas fue un avión que cubría la ruta Bruselas-Santander. Debía haber aterrizado en el aeropuerto Seve Ballesteros de la capital cántabra a las dos de la tarde de ayer, pero el vendaval le obligó a desviarse a Bilbao. Los pasajeros tuvieron que ser trasladados en autobús hasta su destino. Asimismo, el vuelo de regreso a la capital belga, cuya salida estaba prevista a las tres del mismo aeropuerto, quedó cancelado por las mismas razones.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos