Agrede a un profesor y dos menores en un centro formativo de Bilbao

Agrede a un profesor y dos menores en un centro formativo de Bilbao

El agresor, un exalumno, robó un teléfono móvil a un chico y fracturó la nariz de un puñetazo al docente, que fue trasladado al hospital

Ainhoa De las Heras
AINHOA DE LAS HERAS

Un centro formativo del barrio bilbaíno de Otxarkoaga fue escenario ayer de unos hechos que nunca deberían haberse producido en un entorno educativo. Un exalumno agredió a dos compañeros y a un profesor, que tuvo que ser trasladado al hospital con una posible fractura nasal debido a un puñetazo.

El suceso se produjo en el patio sobre las doce y media, en plena hora lectiva, según confirmó un portavoz del Departamento de Seguridad. La Ertzaintza fue requerida desde una escuela profesional ubicada en la calle Zizeruene porque un joven había agredió a un chaval, al que sustrajo el teléfono móvil, y a un compañero que salió en su defensa.

Identificado, no detenido

Cuando llegaron los primeros efectivos policiales al lugar, se sospechaba que el agresor aún podía encontrarse en el interior de las instalaciones. A los dos menores de edad les había asestado golpes con el puño en la cara y el pecho. Los chicos tenían heridas en el rostro, según el parte médico que aportaron más tarde, cuando ambos acudieron a la comisaría a formalizar la correspondiente denuncia por los hechos.

Finalmente, quedó descartado que el autor del ataque siguiera en el centro. Los agentes realizaron una batida por las inmediaciones para intentar localizarle, aunque sin éxito. La Policía autonómica abrió una investigación para intentar dar con él y, a pesar de que al cierre de esta edición seguía en paradero desconocido, la Ertzaintza disponía ya de su identidad.

Se trata de un muchacho de 14 años, que también atacó a un docente que acudió a comprobar lo que ocurría con los dos compañeros. El profesor tuvo que ser evacuado a un centro hospitalario debido a una posible fractura de nariz. Los otros dos heridos, sin embargo, acudieron por su cuenta a recibir asistencia médica, aunque en principio las lesiones no revestían gravedad.

Según el Defensor del Docente (ANPE), entre 2016 y 2017 se han registrado en el País Vasco dos denuncias por ataques a profesores. A nivel de España, las agresiones físicas y las amenazas de los alumnos a los educadores se han cuadruplicado en un año. Si en el curso 2015-2016 fueron 59 casos, durante 2016-2017 se han disparado hasta los 270.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos