El Correo

«Vimos que la vaca caía del camión y daba una vuelta de campana»

  • Una familia vizcaína esquiva un accidente al precipitarse una res del transporte que les precedía a su regreso de vacaciones en Cantabria

Una familia vizcaína que regresaba de pasar sus vacaciones de Semana Santa en Cantabria se salvó el lunes de sufrir un grave accidente, aunque no del tremendo susto de ver «que una vaca caía del camión que iba delante de ellos y daba una vuelta de campana». El «extraño» percance sucedió a las seis de la tarde. Acababan de salir de Comillas, donde habían disfrutado de unos días en una casa rural. En el monovolumen viajaban un matrimonio, sus dos hijos menores y la abuela. A la altura de Torrelavega, dentro de un túnel, una res se cruzó en su camino. «Se tuvieron que abrir las puertas del camión», sospechan. «Cayó y se rompió una pata, la pobre». Al ver el sufrimiento del animal, los pequeños se pusieron tristes. «Si ves cómo lloraban».

«¿La llevarán al hospital?»

«Si no llega a haber retención, nos comemos a la vaca», lamentan. Dan gracias a que justo en ese momento empezaba a acumularse mucho tráfico. La autopista A-8 registró caravanas kilométricas en Cantabria, en sentido Bilbao. De no haber sido porque el coche no circulaba a gran velocidad, las consecuencias habrían sido funestas. Se felicitan de que «no hubo peligro, ni frenazos», aunque sí tuvieron que detenerse para no impactar con el animal. «Primero pasó al carril izquierdo y después volvió a ponerse en el nuestro, menudo susto que se pegó el bicho».

«Llamamos al 112 para avisar». El resto de usuarios de la vía también ralentizaron la marcha. «La gente estaba espantada, pensaban que nos habíamos chocado con ella y cuando pasaban a nuestro lado nos hacían un gesto con el dedo hacia arriba a ver si todo estaba ‘ok’», explica la conductora, que suspira aliviada pensando en lo que que habría pasado «si llegamos a atropellar a la vaca». «¿Qué le ha pasado?¿Ahora la llevarán al hospital?», preguntaban los críos.

Dos motoristas de la Guardia Civil de Cantabria se acercaron al lugar del incidente. El camión había parado a un lado a la salida del túnel. Probablemente, el transportista tendrá que enfrentarse a una multa por no llevar la carga en condiciones. El tráfico estuvo retenido un cuarto de hora mientras se sacaba al animal de la carretera.

Temas

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate