elcorreo.com
Jueves, 24 abril 2014
chubascos
Hoy 8 / 17 || Mañana 6 / 14 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > >
Música y baile en honor a San Juan

Miranda

Música y baile en honor a San Juan

23.04.12 - 02:11 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
El Pabellón Multifuncional de Bayas empieza ya a coger forma de patio de butacas de un teatro. Un espacio destinado a disfrutar de la reposición de la zarzuela de San Juan del Monte que pondrá sobre el escenario a algo más de un centenar de personas, exactamente 111 -una treintena integran el coro infantil- y, de ellas, 15 que repiten obra 25 años después. Pero eso no les da ventaja. Todos se han quedado sin puente porque hay mucho aún por hacer, a falta de dos semanas para que se levante el telón.
Llevan meses de ensayos, pero hasta ahora no lo han hecho en el sitio en el que va a tener lugar la representación y acoplarse y saber cómo moverse por el escenario o dónde situarse, es algo fundamental que han trabajado este fin de semana y con lo que seguirán hoy para presentar a los espectadores una zarzuela renovada, acorde a la estética actual pero manteniendo la esencia del libreto original representado en 1927, con personajes de la tradición mirandesa que muchos recordarán y reconocerán. Uno de ellos Saladillas, «alguien del que todo el mundo ha oído hablar». También habrá un coro de cofrades, para «ver cómo se vivía entonces la celebración» y el paseillo de San Juan que «presenta la fiesta desde el punto de vista de una chica joven». No faltan tampoco personajes graciosos, con su vis cómica o la clásica ronda de enamorados.
Habrá festival de jotas, pero no reservado para los hombres, como antes, porque se suponía que después de la serenata ellas estaban todas recogidas. Esta vez salen mujeres. «De hecho, el número lo interpretan una chica y un chico. Hay muchas que pueden cantar y no hemos querido renunciar a ellas. Son pequeñas licencias para dar un poco de color y vistosidad», valoró Maite Diez, responsable de la parte musical.
En ello también ha influido la fórmula elegida para repartir los diferentes papeles. «Empezamos la casa por el tejado», bromearon Javier Villegas y ella, dos de los encargados desde el principio de llevar el proyecto a buen puerto junto a Natalia López, responsable de las coreografías. Y es que comenzaron por juntar al grupo coral. «En septiembre arrancaron los ensayos generales de los números gordos, de mucha gente y, de ahí hasta diciembre, valoramos las posibilidades de quién podía dar vida a cada papel tanto en el apartado teatral como musical», explicó Diez.
No se ha querido dejar fuera a nadie, todo el mundo ha tenido cabida y eso conlleva situaciones curiosas como que haya varias generaciones de una misma familia, gente que hace el mismo papel que en la última representación y otros que harán, por ejemplo, de madre de la niña a la que dieron vida en 1988.
Todo esto supone que el elenco de intérpretes duplique al que se dio cita en aquella ocasión, lo que les ha permitido crear números «más redondos, más vistosos» pero que persiguen el mismo objetivo: dar a conocer cómo se vivían las fiestas de San Juan del Monte en 1927 que es cuando está fechada la zarzuela compuesta por Basilio Miranda y Tomás Nozal.
El repaso, dividido en dos actos durará más de dos horas, y contará con 14 números musicales diferentes, 7 en cada parte, para revivir en una de ellas la jornada del domingo y en la otra, la romería, con la subida a La Laguna, una de los escenas más corales.
Es un momento de alegría, de despertar y está todo el mundo en el escenario. Uno de los grandes retos para Natalia. «No estoy acostumbrada a llevar a tanta gente y conseguir que se vea cierto orden no es fácil. Además, hay que tener en cuenta los movimientos que eliges, no todos valen porque estamos situándonos casi un siglo atrás», explicó.
Sin olvidar que muchas de las personas nunca habían bailado y no están acostumbradas a seguir los pasos de un pasodoble o un chotis. Aún así, reconoce que dar forma a estos números con menos gente le ha resultado más sencillo, aunque siempre surjan dudas de última hora. «Cada vez que lo veo cambiaría algo».
Para Diez el reto fue más decidir quién hacía cada cosa, porque «siempre digo que trabajamos para que la zarzuela quede lo mejor posible». Sí que recuerda sorprenderse al principio por el hecho de que varias personas quisieran hacer de churrera, «no lo entendía», hasta que «me explicaron que prácticamente no tiene papel pero está mucho tiempo en escena y lo ve todo de primera mano». El problema estaba en no equivocarse a la hora de ver quién ejecutaba los solos. Después tampoco ha sido fácil que todo el mundo asuma que a la vez que canta tiene que interpretar, moverse, entrar y salir...
Para Villegas el gran reto ha sido llevarlo todo al Multifuncional. «Es algo muy complejo», sobre todo, a nivel técnico. No es lo mismo partir de un teatro en el que ya cuentas con telón, caja de escenario, luces... a ir a otro en el que no hay nada y tienes que crearlo. De hecho, ha habido que hacer algún arreglo en el libreto para que no aparezca gente con una única frase. Sería imposible contar con tantos micrófonos», zanjó.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Música y baile en honor a San Juan
A falta de dos semanas para el estreno los ensayos generales son fundamentales para ultimar todos los detalles de la zarzuela. :: AVELINO GÓMEZ
Música y baile en honor a San Juan
En estos momentos lo único que no se corresponde con lo que se verá es el vestuario. :: A. GÓMEZ
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.