elcorreo.com
Miércoles, 22 octubre 2014
nuboso
Hoy 7 / 18 || Mañana 10 / 19 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > >
El Ibex aguanta los 8.000 pese al Santander

MERCADOS | MADRID

El Ibex aguanta los 8.000 pese al Santander

La prima de riesgo, que amaneció en 405 puntos, se situaba al cierre en 407,1 puntos básicos

17.12.12 - 21:33 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Noticia del día: el Santander absorbe a Banesto con una prima del 25%, pero pagando con títulos a sus accionistas. Un paso más, sin duda, en el camino de la reestructuración financiera que beneficia a los accionistas de Banesto porque pasarán a ser propietarios de una entidad con mucho más potencial, altamente internacionalizada, con un dividendo seguro, más líquida y con un futuro mucho más atractivo, como señala Daniel Pingarrón, de IG. Los analistas de Inversis también realizan una valoración positiva sobre el anuncio de fusión. Argumentan que Banesto cotizaba a 0,4 veces su valor en libros. "Al incluirse en una entidad como Santander, los ratios deben aumentar por encima de lo que Santander paga (0,5 valor en libros). En ese sentido, junto con los ahorros de costes de este tipo de integraciones, la operación tiene hoy más sentido que hace unos años", comentan. De todas formas, desde Inversis consideran que aún hay que estar fuera del sector financiero español. Prefieren bancos europeos como BNP o Barclays. Pero eso no impidió que los títulos de Banesto, al cierre, subieran un 18,43%. Fueron, de esta manera, los más rentables de toda la Bolsa española. En cambio, los títulos del Santander cerraron a la baja: perdieron un 1,19%. En el Ibex -35, sólo Endesa le superó en descensos, con un retroceso del 1,64%. El resto del sector financiero tuvo un comportamiento mixto. En rojo terminaron el Sabadell y CaixaBank, que cayeron un 0,69% y un 0,38%, respectivamente. Bankia cerró en tablas. En cambio, Bankinter subió un 3,33%, BBVA ganó un 0,44% y el Popular, un 0,36%.
El Santander, pues, restó brío al Ibex . Y también Telefónica, que cerró la sesión con un recorte del 0,64%. A la operadora le afectaron las noticias procedentes de la holandesa KPN, que ha decidido suspender el dividendo, lo que provocó una caída del 15% en la cotización de sus títulos. También Iberdrola cerró la sesión a la baja: se dejó un 0,25%. Pero pocos valores más cerraron la jornada en negativo. Repsol sí terminó la jornada en verde: subió un 0,50%.
En verde, destacó FCC, que se disparó un 7,69%. A continuación, Abengoa e IAG, que subieron un 4,76% y un 4,27%, respectivamente. En general, el sector de la construcción se comportó muy bien ayer: Sacyr Vallehermoso ganó un 2,89%, ACS, un 2%, y OHL, un 0,95%.
Con este comportamiento de los valores, al selectivo español le fue posible terminar la jornada en positivo: avanzó un 0,20%, con lo que dio un último cambio en los 8.040,30 puntos. El cierre en Europa fue mixto. En verde también cerraron la sesión el Ftse Mib de Milán, que se apuntó un 0,61%, además del PSI-20 de Lisboa, que subió un 0,24%, y el Dax alemán, que avanzó un 0,11%. Pero el Ftse 100 británico retrocedió un 0,16%, y el Cac 40 francés, un 0,14%.
Ánimos desde Japón y desde EE.UU.
Por la mañana, el índice Nikkei de Tokio celebró con una subida del 0,94% el triunfo del Partido Liberal Demócrata en las elecciones. Con su éxito, se espera una reforma del Banco de Japón para hacerlo más agresivo todavía en la toma de medidas de política monetaria expansiva, de lo que se derivará una depreciación del yen y la mejora de las exportaciones y, por tanto, de toda la economía nipona.
En Wall Street, en la apertura, mandaban los avances. En el caso de los índices tecnológicos, de alrededor de un punto porcentual. En el caso del Dow Jones, de un 0,64%. No es que los datos económicos ayer fueran buenos, no. El único importante que se conoció fue la encuesta manufacturera de Nueva York, que se deterioró desde los -5,11 hasta los -8,10 puntos, cuando los analistas esperaban que mejorara hasta -1 puntos. Pero, como ocurre desde hace ya algunas semanas, lo que manda en la Bolsa estadounidense es la negociación para evitar el abismo fiscal. Y parece que hay avances.
En Europa también conocimos algunos datos macroeconómicos. Por ejemplo, la evolución de los precios inmobiliarios en el Reino Unido, que empeoraron su comportamiento respecto al mes de noviembre: la caída mensual se aceleró desde el -2,6% hasta el 3,3% y la subida interanual se desaceleró desde el 2% hasta el 1,4%. Además, se publicó la balanza comercial de la zona euro: su superávit se vio mermado desde los 11.000 millones de euros de septiembre hasta los 7.900 millones de octubre, cuando los analistas esperaban cifras similares.
Además, el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, comparecía en el Parlamento Europeo. Resaltó los avances de los países periféricos, sobre todo en las ganancias de competitividad y los consecuentes avances en sus exportaciones. Pero no hay tregua: sigue viendo la necesidad de continuar y perseverar con las reformas. Ha definido el año 2012 como el año del progreso doloroso para España, Portugal, Irlanda y Grecia.
La prima de riesgo, estable
Las primas de riesgo se mantuvieron más o menos estables. Sobre todo la de España. Aunque comenzó la sesión con la intención de caer por debajo de los 400 puntos básicos, al final acabó el día en los 400 puntos básicos, niveles prácticamente idénticos a los del cierre de la sesión del viernes. En cambio, la deuda italiana se comportó algo mejor. Si el viernes terminó la jornada en los 325 puntos básicos, la de ayer la acabó en los 319 puntos básicos. Eso significa que España perdió parte de la ventaja que ganó la semana pasada cuando por sorpresa Berlusconi retiró su apoyo al Gobierno de Monti, anunció su candidatura para las próximas elecciones y "Super Mario" anunció su dimisión: de la prima de riesgo de 76 puntos básicos de España respecto a Italia se pasó ayer a los 84 puntos básicos.
Además, la rentabilidad del bono español a dos años subió desde el 2,78% hasta el 2,83%.
En la deuda más segura, se hizo patente la reducción de la aversión al riesgo con ventas tanto de bonos estadounidenses como de bonos alemanes, principalmente. La rentabilidad del bono estadounidense a diez años subió desde el 1,7% hasta el 1,74%. El del bono alemán, desde el 1,34% hasta el 1,37%.
En el mercado de divisas, muy pocos cambios: el tipo de cambio entre el euro y el dólar se mantuvo durante toda la sesión por encima del nivel de 1,31 dólares. Al cierre, se colocaba en 1,3165 unidades.
En el mercado de materias primas, prácticamente sin cambios el barril de Brent, que se mantuvo por encima de los 108 dólares. El barril de West Texas, mientras, avanzó más de un punto porcentual, para situarse por encima de los 87 dólares. El cobre cotizó a la baja, mientras que el oro terminó la sesión levemente a la baja, por debajo de los 1.700 dólares la onza.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
El Ibex aguanta los 8.000 pese al Santander
Interior de la Bolsa de Madrid. / Zipi (Efe)

elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.