El Correo
Una pareja se fotografía mientras vendimia.
Una pareja se fotografía mientras vendimia. / AFP

Planes para disfrutar de la vendimia en la Rioja Alavesa

  • Las propuestas van desde recolecciones en familia o a la luz de la luna a paseos en segway entre viñedos, sin olvidar las catas de uvas, vinos y primeros mostos o una proyección temática en 3D con efectos sensoriales

La maduración de la uva de Rioja Alavesa se acerca a su grado perfecto y los expertos en la elaboración de vinos han determinado que es el momento de comenzar la vendimia. La cosecha de la uva es un momento mágico, el de la recogida de los frutos que la naturaleza y la manos experimentadas de los viticultores han llevado a su punto idóneo. Aunque muchos de los cultivos están preparados para la recolección mecánica de los racimos, hay otros que requieren el acopio manual de los frutos de las vides. Es precisamente en ellos en los que se puede disfrutar de la vendimia tradicional, de la misma forma que se ha hecho desde hace siglos entre la rocosa sierra de Cantabria y el río Ebro.

Este tiempo de vendimia es un buen momento para conocer y gozar de la centenaria cultura del vino, y acercarse a descubrir el paisaje multicolor de Rioja Alavesa en otoño, sus conservadas villas medievales y las magestuosas bodegas rodeadas de viñedos que aúnan tradición y vanguardia. Una vez acabada la frenética recogida de la uva, desde el amanecer hasta los preciosos atardeceres, las viñas pierden su más intensa fase de actividad y comienza la elaboración de los vinos. Por ello, adentrarse en la Rioja Alavesa en plena vendimia es uno de los momentos más propicios para conocer en primera persona el proceso de elaboración de los caldos al completo.

Después vendimiar, pisar la uva o elaborar el primer mosto, las uvas, el mosto y el vino se verán con otra perspectiva, la del conocimiento de un proceso que acerca a cualquier persona interesada a convertirse por unas horas o días en un experto bodeguero.

Muchas bodegas alavesas ofrecen actividades encaminadas a descubrir la transformación de la uva en vino, con diferentes actividades para todos los gustos e inquietudes. Desde vendimias nocturnas a la luz de la luna o visitas a bodegas en plena actividad, hasta distintas catas de uvas y primeros mostos para aprender a distinguir las variedades de la materia prima son sólo algunos ejemplos.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate