El Correo

Bélgica prolonga dos meses la detención de los dos sospechosos ligados al 13-N de París

El barrio de Molenbeek en Bruselas.
El barrio de Molenbeek en Bruselas. / Stephanie Lecocq (Efe)
  • Abdoullah Courkzine y Abid Aberkane presuntamente mantuvieron contactos con los terroristas

La Cámara del Consejo de Bruselas ha decidido este jueves volver a prolongar por otros dos meses la detención preventiva de dos individuos presuntamente vinculados a los atentados yihadistas del pasado 13 de noviembre en París.

Se trata de Abdoullah Courkzine y Abid Aberkane, que permanecerán detenidos otros dos meses, ha informado la Fiscalía federal belga en un comunicado en el que no ha ofrecido más detalles sobre la investigación.

Courkzine estuvo presuntamente en contacto con Hasna Ait Boulahcen, la prima del supuesto cerebro de los atentados del 13 de noviembre en París, Abdelhamid Abaaoud, quien murió abatido en un asalto llevado a cabo por la policía francesa pocos días más tarde en Saint-Denis, periferia norte de la capital francesa.

Por su parte, Aberkane está acusado de participar en actividades del grupo terrorista vinculado a los atentados simultáneos que dejaron 130 muertos en París y de haber ayudado a ocultar a Salah Abdeslam, el yihadista que participó en el 13-N pero no se inmoló y que consiguió esconderse durante cuatro meses de las fuerzas de seguridad hasta que fue arrestado el pasado marzo.

La Fiscalía federal belga ha agregado, en otro dossier terrorista, que la Cámara del Consejo de Bruselas ha decidido prolongar también durante un mes la detención preventiva de Moustapha Benhattal, arrestado el pasado junio ante la sospecha de que quería atentar en Bélgica. Benhattal es primo de Ibrahim y Khalid El Bakraoui, terroristas suicidas de los atentados de Bruselas del pasado 22 de marzo en los que fallecieron 32 personas.