El Correo

Las eléctricas salvan al Ibex-35 de las caídas de la banca

Bolsa de Madrid.
Bolsa de Madrid. / Efe
  • El selectivo cierra la sesión con una subida del 0,20%, para dar un último cambio en los 8.674,40 puntos

Aunque durante la mayor parte de la jornada el selectivo español estuvo en negativo, a medida que pasaban las horas se le iban viendo las intenciones de entrar en verde, sobre todo a partir de las dos de la tarde y fundamentalmente a partir de la apertura de la Bolsa de Nueva York, que abría hoy media sesión por el día semifestivo, después de la jornada de descanso que se había tomado el día anterior por la celebración de Acción de Gracias. Al cierre, el indicador avanzaba un 0,2%, para dar un último cambio en los 8.674,4 puntos.

El PSI-20 de Lisboa fue el mejor del día, con una subida del 0,39%. El Cac 40 francés y el Ftse 100 británico cerraron la jornada con ganancias similares al índice español (0,17%). El Dax alemán y el Ftse Mib de Milán avanzaron un 0,09% cada uno.

Con ello, el selectivo español termina la semana en positivo, con una revalorización de alrededor del 0,60%, un poco más de la mitad que el Ftse 100 británico y el Cac 40 francés, que se anotaron alrededor de un 1%, pero más que el Dax alemán que apenas ganó un 0,30%.

El selectivo español, con esta subida de esta semana, pone fin a la secuencia de tres semanas consecutivas de descensos que acumulaba.

En la jornada vimos un importante rebote de las eléctricas y una caída importante de los bancos, cuando parecía que el nuevo entorno de más inflación y crecimiento estaba provocando que los inversores comenzaran a primar los segundos y en general los valores cíclicos en detrimento de las primeras y en general de los valores más defensivos. Así, en la sesión Iberdrola fue el valor más rentable, con un avance del 2,09%, seguido de Enagás, que se anotó un 1,84%. Red Eléctrica, por su parte, avanzó un 1,73%. Entre los mejores también se colocaron Gas Natural y Endesa, que registraron ganancias de un 1,37% y de un 1,33%, respectivamente.

En negativo, Bankia fue el peor, con un descenso del 1,75%, seguido del Sabadell, que retrocedió un 1,50%. Después se colocó el Popular, con un descenso del 0,95%. Entre los peores, también CaixaBank y BBVA, que retrocedieron alrededor de un 0,90%, mientras que el Santander perdió un 0,63%.

Este movimiento no fue exclusivo del Ibex-35, dado que en el Eurostoxx 50 ocurrió algo parecido: entre los peores se colocaron los bancos y entre los mejores, además de empresas del sector eléctrico, también las de consumo estable, como Danone o Unilever.

La caída de los bancos pudo tener que ver con la fuerte caída que sufrieron las acciones de la entidad italiana Monte dei Paschi, coincidiendo con la aprobación de su ampliación de capital.

En el Índice General de la Bolsa de Madrid, Dogi y Amper fueron los valores que más subieron, con ganancias de un 13,52% y de un 10,26%, respectivamente. En rojo, Natra y Biosearch fueron los peores, con descensos de algo más de un 6%.

En el saldo semanal, ArcelorMittal ha sido el valor más rentable del Ibex-35, con una revalorización del 9,53%. Después se ha colocado Endesa, con un avance del 8,08%. En negativo, el Sabadell ha sido el peor, con un descenso de cerca de un 7%, seguido de Dia, que se ha dejado un 3,5%.

La deuda se estabiliza y el euro recupera terreno

En el mercado de deuda, vimos, en general, movimientos menos bruscos el viernes. El interés del bono americano a diez años avanzaba desde el 2,35% hasta el 2,37%. A este lado del Atlántico, vimos ligeras caídas en los rendimientos de los títulos: así el interés del bono alemán a diez años caía desde el 0,25% hasta el 0,23%, mientras que la rentabilidad del español se alejaba ligeramente del 1,60%.

En la semana, el rendimiento de la deuda española a diez años se ha mantenido en la horquilla comprendida entre el 1,52% y el 1,60%. El del título alemán, entre el 0,22% y el 0,27%. El del americano se ha mantenido toda la semana por encima del 2,30%, la cota que conquistaba la semana anterior.

En el mercado de divisas, el euro recuperaba el viernes posiciones respecto al billete verde: al cierre de los mercados europeos subía medio punto porcentual, hasta el nivel de 1,0605 unidades. En las cinco últimas sesiones y, quizás, desde mediados de la semana anterior, el tipo de cambio se ha venido moviendo entre 1,06 y 1,05 unidades.

El dólar no sólo caía respecto al euro, también lo hacía respecto a la cesta de principales monedas: el US Dollar Index retrocedía un 0,30% al cierre de la sesión europea.

Y esto último, quizás, debido a los datos publicados en Estados Unidos: el índice de gestores de compras del sector servicios preliminar para el mes de noviembre cayó por sorpresa desde los 54,8 puntos hasta los 54,7. Pero el índice compuesto, que incluye también al sector manufacturero, se colocaba en los 54,9 puntos, el mismo nivel del mes anterior. Los inventarios al por mayor, mientras tanto, cayeron un 0,4% en octubre, frente a la subida del 0,2% que se esperaba y los inventarios al por mayor retrocedieron un 0,4% después de revisarse a la baja los del mes anterior.

El oro no remonta y el crudo sigue a la baja

La recogida de beneficios en el dólar no trajo consigo un repunte del precio del oro: al cierre de la sesión europea se mantenía estable en los 1.184 dólares, lo que implica un descenso semanal del 2%. El precio de la onza lleva tres semanas consecutivas a la baja desde niveles por encima de los 1.300 dólares.

Pero en la jornada de hoy, el precio del crudo caía mucho más. El barril de Brent, de referencia en Europa, cedía un 2,57%, hasta los 47,74 dólares. El de West Texas, de referencia en Estados Unidos, cedía un 2,34%, hasta los 45,57 dólares. Ello, debido a las dificultades que parecen estar aflorando para repartir el recorte de producción entre los diferentes países de la Opep. Por tanto, no parece haber muy buenos augurios sobre el resultado de la reunión del próximo día 30.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate