El Correo

Vitoria, con 'b' de baloncesto

fotogalería

Jugadoras del Araski celebran el ascenso en Cáceres. / Luis Javier Benito

  • El Araski logra el ascenso a la máxima categoría del basket nacional mientras Araberri se cuela en la final por ascender a Leb ORO y Zuzenak repite en la fase para subir a División de Honor

Vitoria, este año, debería escribirse con be de baloncesto. Los equipos de la ciudad están en eclosión esta temporada, y en pleno florecimiento, en esta primaveral recta final de campaña. Los aficionados al basket de Álava tienden al estrabismo por la multitud de estímulos, partidos, finales y fases de ascensos que los clubes de la capital protagonizan en estas fechas.

Si el Baskonia ha dado una lección de carácter en el Top 8 de la Euroliga para colarse por méritos propios en la Final Four de Berlín, un buen número de equipos de diferentes categorías han mostrado también su clase para situarse en los más alto de sus respectivas categorías, para aspirar al ascenso o para ascender a la élite del baloncesto nacional.

Es el caso del Araski, que este fin de semana ha hecho historia de la manera más dulce y emocionante. Tras disputar la fase de ascenso en Cáceres este pasado puente de San Prudencio, este club, creado hace sólo seis años, ha logrado meterse en la élite nacional del baloncesto femenino. Con Livia López como presidenta y Madelén Urieta como entrenadora y coordinadora deportiva, han logrado algo impensable al principio de la temporada.

En su tercer año en Liga femenina 2, el verano de 2015 estuvo lleno de contratiempos. El club trató de superar los muchos obstáculos con la incorporación de cinco caras nuevas, pero el comienzo de la actual temporada no fue todo lo bien que podía pensarse. El equipo comenzó perdiendo en tres de las cuatro jornadas iniciales, aunque, en ese momento, algo cambió en este equipo. Mendizorroza se convirtió en la fortaleza del Araski y llegó una racha de 15 victorias consecutivas y un crecimiento del equipo y de varias jugadoras.

La Fase Final la solventaron con esa naturalidad que tiene este grupo para lograr victorias y que se basa en el máximo esfuerzo defensivo y en correr la pista. El hambre de las alavesas se mostró en cada encuentro y el gen ganador se contagió en el vestuario para alcanzar la hazaña. Tras 24 años después de aquel Eroski de Primera División, el baloncesto femenino de Álava vuelve a la élite de la mano del Araski, un logro que no es fruto de la casualidad en una ciudad que respira y vive en vena el deporte de la canasta.

El Araberri se juega el ascenso

A la zaga de las chicas van los hombres del Sáenz Horeca-Araberri que se han hecho un hueco en la final por el ascenso a LEB Oro tras vencer este domingo al Tarragona. Este viernes, 6 de mayo, el equipo alavés comenzará en Vitoria una eliminatoria al mejor de cinco partidos, tras ahorrarse tener que jugar un quinto asalto contra los catalanes y lograr el "factor cancha" para la última eliminatoria.

La eliminatoria por el ascenso arrancará el viernes, en Mendizorroza a las 20.30 horas, y el segundo duelo será el domingo 8 a las 18.00, en la que será la primera final de los alaveses. El rival al que se enfrentarán se conocerá este lunes, tras el choque de desempate entre el Carrefour "El Bulevar" y el IF Clínicas Rincón.

El Zuzenak, en la fase de ascenso

Pero con el Araberri no acaba el filón baloncestístico alavés. Ya que el Caja Vital Zuzenak jugará por segundo año consecutivo la fase de ascenso a División de honor y logran el objetivo en una temporada en la que los jugadores jóvenes han dado un paso al frente.

El conjunto vitoriano de baloncesto en silla de ruedas sufrió en su victoria ante el Elaluza este fin de semana, pero superó la eliminatoria que le conduce a otra fase de ascenso. El formato para el ascenso de categoría es una Final Four que se disputará el 20 y 21 de mayo con cuatro equipos que buscarán dos plazas en la máxima categoría del baloncesto en silla nacional: Caja Vital Zuzenak, Servigest Burgos, F.D.I Alcorcón y CAI Zaragoza. La sede se conocerá a lo largo de esta semana aunque Alcorcón parece tener muchas opciones de celebrarla.

El panorama baloncestístico no puede ser mejor. Vitoria, una ciudad con 242.000 habitantes, cuenta con un equipo entre los cuatro mejores del continente, la próxima campaña tendrá al Araski en la élite nacional del baloncesto femenino, el Araberri podría disputar la segunda liga nacional y el Zuzenak podría conseguir una plaza en la máxima categoría del baloncesto en silla nacional. Vitoria es baloncesto.