Vueling se reencuentra con Foronda

Airbus A320 de Vueling desviado al aeropuerto de Foronda. /Asociación Juntos por Foronda
Airbus A320 de Vueling desviado al aeropuerto de Foronda. / Asociación Juntos por Foronda

Desvió un vuelo de Barcelona, el tercero en mes y medio, al estar Loiu cerrado. Desde Vitoria el avión continuó su viaje a Málaga

SALVADOR ARROYO

Vueling parece haberse reencontrado con Foronda. Una semana después de elegir el aeropuerto de la Llanada como alternativa a Bilbao para un vuelo que salió con tres horas de retraso desde Gran Canaria, la aerolínea catalana vuelve a repetir. La pasada madrugada envió directamente a Vitoria su Airbus A370 Barcelona-Bilbao-Málaga en la que fue su tercera operativa desviada al aeropuerto alavés en menos de mes y medio. El motivo, el mismo: una importante demora en origen impedía a la aeronave llegar a Loiu antes del cierre, establecido en las once y media de la noche y sin posibilidad de ampliación mientras se realizan las obras de recrecido de su pista.

En este último caso, el aparato de Vueling se quedó 'atascado' en tierra por un problema que ralentizó todas las operaciones en El Prat. En torno a las 22.00 horas Aena comunicaba que Barcelona solo iba a poder operar «con pista única» porque un avión con problemas en su tren de aterrizaje estaba bloqueando la otra. Vueling, que tiene su base operativa en este aeropuerto, no tardaría en confirmar a sus clientes a través de las redes sociales que «las restricciones» estaban afectando a todos sus vuelos. El 'bloqueo' duraría unas dos horas.

Cancelaciones por huelgas

Era el colofón a unos 'días negros' para la compañía de bajo coste. Porque tras haber sufrido la huelga de sus pilotos, el fin de semana acusó los efectos de los paros en el puesto de control aéreo de Marsella, que la obligó a anular 68 operaciones el sábado y 54 el domingo. Vueling parece que decidió no sumar más suspensiones a la lista y, aunque con retraso, optó por reprogramar todos los vuelos perjudicados por la incidencia en la pista de El Prat.

En consecuencia, su avión a Bilbao despegó a eso de las doce de la noche ya con el nuevo destino marcado: Vitoria. De hecho, los pasajeros que la aerolínea tenía esperando en Loiu para subirse a ese mismo aparato e iniciar viaje hacia Málaga fueron trasladados directamente en autobús a Foronda. La rotación hacia la capital andaluza desde aquí se inició a la 1.20 horas, según la información aportada por Aena.

Tanto este desvío como los dos anteriores de esta compañía -los tres únicos que ha recibido el aeropuerto alavés en lo que va de año- responden a una reprogramación por cuestiones horarias. La incógnita reside en si Vueling llegará a contemplar también Foronda en sus planes de vuelos alternativos cuando, por ejemplo, las inclemencias meteorológicas impidan los aterrizajes en Loiu. En esos supuestos, imprevisibles, entra en juego otro factor clave: que la incidencia coincida con que Foronda esté abierto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos