Vitoria tendrá seis tranvías ‘extralargos’ de 7 vagones tras una inversión de 14,5 millones

Las once unidades del tranvía que circulan por Vitoria desde hace nueve años tienen cinco módulos y miden 31,3 metros de largo. /Rafa Gutiérrez
Las once unidades del tranvía que circulan por Vitoria desde hace nueve años tienen cinco módulos y miden 31,3 metros de largo. / Rafa Gutiérrez

El Gobierno vasco encargará a CAF tres nuevos vehículos y la ampliación de otros tantos que ya están en funcionamiento y que tienen cinco módulos

IOSU CUETO

El Gobierno vasco invertirá 14,5 millones en la adquisición de tres unidades de siete coches para el tranvía de Vitoria y la ampliación de otros tres vehículos que funcionan en estos momentos -que tienen cinco vagones- para conseguir que también tengan siete módulos. Con todo, la capital alavesa contará con seis unidades ‘extralargas’ que tanto los conductores como los técnicos de Euskotren y Euskal Trenbide Sarea habían echado en falta en las horas punta. La empresa CAF se encargará de suministrar y adaptar las unidades.

En estos momentos el servicio de tranvía, que arrancó en diciembre de 2008, se presta con once trenes de cinco unidades, aunque no funcionan a la vez. Cada uno de ellos tiene capacidad para 270 personas, pero en momentos de gran afluencia resultan insuficientes. A todo ello hay que sumar que el Gobierno vasco acaba de iniciar las obras de ampliación del metro ligero hacia el campus a partir de la calle Angulema, con lo que se prevé que cuando entre en funcionamiento, a partir del verano de 2019, haya un incremento de usuarios, muchos de ellos estudiantes de la UPV.

En la práctica, los trenes que circulan en Vitoria desde hace nueve años «se han quedado pequeños» en determinados momentos, de manera que el pasado verano el Departamento de Desarrollo Económico e Infraestructuras del Gobierno vasco confirmó a este periódico que había decidido dar los primeros pasos para que los tranvías de la capital alavesa «pasaran paulatinamente de los cinco coches actuales a siete». Según explicaron, con solo sumar dos vagones más Euskotren lograría trasladar a «casi 400 personas» en cada tren, un salto considerable si se tiene en cuenta que ahora entran unas 260, entre sentadas y de pie.

Hay dos razones que, según los técnicos, justifican los cambios. La primera es que hay que dar respuesta «a la creciente demanda», que obliga a poner servicios especiales en determinados momentos, como las horas punta de los días laborables, el día de Santiago o las fiestas de La Blanca. Y la segunda, que es «más operativo» contar con una flota más larga que incrementar las frecuencias, dadas las afecciones que este medio de transporte tiene en el resto del tráfico.

Frenado automático

Como novedad, las nuevas unidades encargadas a CAF incorporarán un sistema de prevención de colisiones. El mecanismo permitirá que el vehículo frene de forma automática si existe riesgo de colisión.

Los tres trenes también contarán con un «registrador cinemático de conducción», un equipo que almacenará diferentes datos del servicio, como el día, la hora, la línea, la velocidad o los consumos, entre otros parámetros. Este sistema es habitual en el sector ferroviario como complemento a la caja negra.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos