Urtaran acusa a la izquierda abertzale de politizar el barrio de Errekaleor

Mural del grafitero Blu aparecido recietnemente en Erekaleor.
Mural del grafitero Blu aparecido recietnemente en Erekaleor. / Blanca Castillo

«¿Por qué tiene que ser el colectivo Ernai quien se haga cargo de esas viviendas sin pagar ni un solo euro?», cuestiona el alcalde, quien reitera que la decisión sobre el derribo está tomada

Ander Carazo
ANDER CARAZO

El alcalde Gorka Urtaran mantiene su decisión de derribar el barrio de Errekaleor. Los últimos informes presentados por varios arquitectos sobre el estado de las viviendas no han provocado que el regidor se replantee la decisión aprobada por la mayoría de los consejeros de Ensanche 21. «Esto no es una guerra de informes. Se les ha dicho por activa y por pasiva que la situación de esas viviendas es insegura. Tal es así que la Delegación de Industria (del Gobierno vasco) instó en el mes de mayo a que se cortase el suministro eléctiro ante el riesgo inminente para las personas que allí residían. Por lo tanto, hay que seguir con el plan marcado hace tiempo», ha afirmado este viernes en una intervención con un tono inusualmente duro.

«Si las viviendas estuvieran bien, quizá este Ayuntamiento lo que tendría que hacer es un concurso abierto a todos los jóvenes para que puedan acceder a las mismas» gorka urtaran

El regidor vitoriano ha criticado al movimiento 'okupa' por centrar su proyecto en la ubicación donde lo desarrolla y no en el modelo. «Por lo tanto, lo que se está planteando en Errekaleor es la confrontación de la izquierda abertzale con el PNV. Eso es un error. Todos sabemos quiénes están dirigiendo el colectivo de Errekaleor. Si quieren desarrollar un proyecto de autogestión estamos dispuestos a hablar y a negociar, pero no puede ser en ese poblado ni con barra libre como tienen ahora. Tienen que respetar unas reglas de juego», ha señalado.

Este viernes concluye el plazo para que las empresas interesadas en hacerse con el contrato para el derribo de los edificios presenten sus ofertas, pero de forma paralela transcurren las necesarias autorizaciones judiciales necesarias para sacar a «las pesonas que habitan allí de forma ilegal y sin pagar un solo euro·, ha explicado Urtaran.

«Sin pagar un euro»

«Si partiéramos de la hipótesis de que esas viviendas están bien, ¿quién son esas personas para quedarse con esas casas? ¿Quiénes son ellos para entregar un informe que dice que esas casas están bien si las están ocupando de forma ilegal? Si estuvieran bien, quizá este Ayuntamiento lo que tendría que hacer es un concurso abierto a todos los jóvenes para que puedan acceder a las mismas. ¿Por qué tiene que ser el colectivo Ernai (las juventudes de la izquierda abertzale) quien se haga cargo de esas viviendas sin pagar ni un solo euro y dada la situación de peligro que se observa?», ha zanjado.

Fotos

Vídeos