Ribera Baja mantiene su nombre

La doble denominación continúa./E. C.
La doble denominación continúa. / E. C.

El pleno municipal acuerda paralizar el polémico cambio de denominación sólo al euskera y abordará un nuevo procedimiento

María José Pérez
MARÍA JOSÉ PÉREZ

Ribera Baja/Erribera Beitia mantiene así su denominación. De momento. El capítulo final sobre el polémico cambio de nombre y su designación sólo con el término euskérico Erriberabeitia -todo junto, por recomendación de Euskaltzaindia-, su conservación como hasta ahora o la adopción de una nueva fórmula está todavía por escribirse. El resultado de la sesión plenaria celebrada ayer en el Ayuntamiento abre la puerta al inicio de un nuevo procedimiento a la vez que paraliza el anterior, el de la controvertida modificación.

De los nueve concejales que integran la corporación (cuatro del PNV, tres independientes, uno del PP y otro del PSE), siete votaron a favor de dejar sin efecto el acuerdo anterior, uno de los independientes se abstuvo y otro no acudió a la sesión. Aceptaron así la propuesta formulada por la alcaldesa, la jeltzale Miren Santamaría, en virtud de la cual «este municipio seguirá denominándose como Ribera Baja/Erribera Beitia» hasta que se levante la suspensión dictada por la Diputación «o se promueva un nuevo procedimiento».

Este acuerdo es consecuencia de la decisión adoptada por el pleno extraordinario celebrado el pasado 26 de abril tras la controversia suscitada por una decisión de cambio aprobada en pleno y ratificada por las Juntas Generales, pero que no había completado su tramitación burocrática, ya que la modificación para ser efectiva debe llegar a publicarse primero en el Boletín Oficial del Territorio Histórico de Álava (BOTHA) y posteriormente en el del Estado (BOE) y ésta aún no se ha producido.

En aquel pleno del mes de abril, después de dos horas de debate, el tema quedó aplazado, en principio para el pasado jueves, aunque finalmente se pospuso hasta ayer. Entonces «se convino la necesidad de un nuevo estudio de tal alteración», recoge la propuesta aprobada ahora. Esta es la circunstancia que dio paso a la resolución foral del 2 de mayo por la que «se suspende el procedimiento seguido para el cambio de denominación».

Para determinar la posible apertura de un nuevo procedimiento, el Ayuntamiento de Ribera Baja (que integra a los concejos de Igay, Manzanos, Quintanilla de la Ribera, Rivabellosa, Rivaguda y Melledes) ha solicitado ya un nuevo informe a la Sociedad de Estudios Vascos, Eusko Ikaskuntza. Para el proceso de cambio precedente, el Consistorio pidió un estudio a Euskaltzaindia, que certificó simplemente que la denominación en euskera es Erriberabeitia.

Recurso del PP en las Juntas

El acuerdo adoptado por el pleno tiene un segundo punto, el de la comunicación de la decisión a las Juntas Generales y a la Diputación «para su conocimiento y efectos oportunos, publicitando el mismo, además, en los lugares habituales del término municipal».

Al margen de votar a favor de la paralización del proceso de cambio, el concejal del Partido Popular, Julián López Escudero, que desde el primer momento se mostró en contra de la modificación, explicó que, «con independencia del acuerdo del pleno» ha presentado «un recurso administrativo ante las Juntas reclamando la nulidad».

Con todo esto, el proceso que se inició en septiembre de 2016, con Peio Ruiz como alcalde -cedió el bastón de mando a principios de este año a Santamaría al asumir la presidencia de Arasur- se alarga todavía más en el tiempo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos