Revés judicial a Urtaran por la consulta popular del tranvía

Vecinas de Salburua consultan una información sobre la ampliación del tranvía. / Igor Aizpuru

El auto de un juez da la razón a la oposición, que reclamó preguntar a los vecinos a pesar de que el PNV insistía en que este proyecto no era de competencia municipal

Iosu Cueto
IOSU CUETO

El juez ha denegado la solicitud del Gobierno municipal de establecer medidas cautelares que impidieran la celebración de una consulta popular sobre el proyecto de ampliación del tranvía al campus universitario de Álava. El auto ha sido emitido por el Tribunal Contencioso-Administrativo Número 1 de Vitoria.

El auto se basa en la moción aprobada en octubre por la oposición municipal, y que fue recurrida por el Gabinete Urtaran. En el pleno del 22 de octubre, el PP, EH Bildu, Podemos e Irabazi unieron sus votos para aprobar por sorpresa una iniciativa de la formación morada en la que reclamaron que la extensión del metro ligero a la UPV-EHU se sometiera a una consulta popular.

El alcalde anunció que recurriría ese acuerdo, dado que no quería alargar más el proceso. De hecho, las obras estaban entonces adjudicadas y a punto de empezar. Las máquinas llegaron a la zona unas semanas después, en enero, y el tramo de la calle Florida ya ha sido levantado.

Reacciones

Conocido el auto, la portavoz de EH Bildu, Miren larrion, ha recordado que «la mejor defensa de los que respaldamos el proyecto del tranvía al Sur es apoyar la participación ciudadana. Urtaran ha generado un problema judicializando una decisión aprobada por la mayoría del pleno. El Ayuntamiento de Gasteiz está en una situación peor, más delicada que hace tres meses, con un auto judicial en contra».

«¿Qué va a hacer ahora el alcalde, seguir escondiéndose o va por fin a hacer frente a este problema y trabajar a favor de este proyecto abriéndolo a la ciudadanía?», ha añadido.

«Prefiero recibir fuertes críticas de la oposición a que la ciudad se pare y pierda oportunidades de gran calado que le permitan seguir progresando» gorka urtaran | alcalde

Por su parte, desde Podemos han exigido al alcalde «que acate la decisión y convoque la consulta». Los concejales Hinojal y Cerezuela han celebrado que «es un gran día para Vitoria. Hoy la democracia participativa le ha ganado la batalla a un alcalde que intentó usar la vía judicial para no cumplir con el reglamento de consultas ciudadanas e impedir que las personas de esta ciudad dieran su opinión sobre este proyecto».

En cualquier caso, el alcalde, Gorka Urtaran, ha reiterado su apuesta por la ampliación del tranvía al Sur, «y a todos los barrios en que sea posible». En esa línea, ha anunciado que no convocará una consulta ciudadana sobre la ampliación, como solicitaron los grupos de la oposición el pasado 23 de octubre.

Triple requisito

Según la legislación vigente, defiende el Gabinete Urtaran, «la realización de una consulta ciudadana debe reunir tres requisitos: acuerdo plenario por mayoría absoluta, autorización del Gobierno del Estado y decisión del alcalde al respecto».

«Desde mi responsabilidad como alcalde, no debo ni voy a impulsar una consulta sobre la ampliación del tranvía al Sur ya que se trata de una obra que en octubre ya estaba adjudicada y, a día de hoy, empezada y con las máquinas a pleno funcionamiento. En caso de que el resultado de la consulta fuera contrario y hubiera que paralizar la adjudicación de los trabajos, los daños económicos para la ciudad serían gravosos y muy elevados», ha señalado el alcalde de Vitoria.

«No voy a impulsar una consulta sobre el tranvía» Gorka Urtaran | alcalde

A juicio del Gabinete Urtaran, la hipotética consulta resulta extemporánea. «El sentido común nos dice que es ilógico e irresponsable plantear a la ciudadanía que opine sobre una obra que ya se está ejecutando. A pesar de los intentos de la oposición de boicotear proyectos estratégicos, Vitoria no se va a parar. Prefiero recibir fuertes críticas de la oposición a que la ciudad se pare y pierda oportunidades de gran calado que le permitan seguir progresando. La ciudadanía puede estar tranquila porque seguiré defendiendo el interés general, tanto evitando perjuicios económicos para el Ayuntamiento como avanzando en la movilidad sostenible. Seguiré defendiendo las extensiones del tranvía al Sur, a Salburua y a Zabalgana a pesar de las trabas que a toda costa quiere poner la oposición».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos