Mercadona invertirá 15 millones en la segunda fase de su bloque logístico en Júndiz

Centro logístico de Mercadona para el norte de España en el polígono industrial de Júndiz, a las afueras de Vitoria./Rafa Gutiérrez
Centro logístico de Mercadona para el norte de España en el polígono industrial de Júndiz, a las afueras de Vitoria. / Rafa Gutiérrez

La primera fase del proyecto ha concluido tras una inversión de 50 millones de euros y la creación de 200 puestos de trabajo

NURIA NUÑO

Buenas noticias para la economía alavesa. Mercadona ha anunciado este viernes la construcción de la segunda fase de su bloque logístico en Euskadi, ubicado en el polígono industrial de Júndiz, a las afueras de Vitoria. La cadena de supermercados ya ha concluido la primera fase del recinto, que ha supuesto una inversión de 50 millones de euros y la contratación de 200 trabajadores, según ha comunicado la compañía valenciana. Esta nueva fase supondrá una inversión adicional de 15 millones de euros, así como la creación de 50 puestos de trabajo «estables y de calidad».

Mercadona ha dado a conocer estos y otros detalles acerca de sus planes en el territorio histórico alavés tras la visita que ha realizado a sus instalaciones de Júndiz la consejera de Desarrollo Económico e Infraestructuras del Gobierno vasco. Arantxa Tapia ha tenido la oportunidad de conocer de primera mano cómo ha sido la puesta en marcha de este gigantesco recinto logístico, así como los detalles del nuevo proyecto. «Es muy interesante porque, además de ser estratégico para Araba a nivel logístico, es un ejemplo de inversión en I+D como fundamento para la generación de empleo», ha subrayado.

A este respecto, Patricia Cortizas, directora de Relaciones Institucionales de Mercadona en el País Vasco, ha apuntado que, hace ya una década, la empresa valenciana «adoptó el compromiso de innovar en su red logística y apostar por un trabajo de calidad, eliminando los sobreesfuerzos de los trabajadores; y en este nuevo bloque de Vitoria hemos continuado trabajando en la misma línea».

Esta segunda fase estará centrada en la construcción de una planta de elaboración de pan que ocupará una superficie de 4.300 metros cuadrados, así como de una nueva nave de secos de 16.500 metros cuadrados «totalmente automatizada». Para su puesta en marcha, Mercadona prevé la contratación de 50 trabajadores, que recibirán una formación específica a cargo de la empresa.

La consejera Arantxa Tapia ha visitado el bloque logístico de Mercadona en el polígono vitoriano de Júndiz.
La consejera Arantxa Tapia ha visitado el bloque logístico de Mercadona en el polígono vitoriano de Júndiz. / E. C.

En la actualidad, el bloque logístico de Vitoria surte a las tiendas de Mercadona ubicadas en Euskadi -donde cuenta con 15 supermercados un una plantilla integrada por casi un millar de personas-, Navarra, La Rioja, Burgos y Cantabria. Con la culminación de la primera fase ya están en marcha las áreas de secos, esto es, los productos no perecederos; frescos (perecederos) y envases; esta última gestionada por el interproveedor Logifruit. Además, se está terminando de poner en marcha el área reservada a los productos congelados.

Manuel Antonio Gómez, coordinador del bloque logístico de Mercadona, ha detallado que el área de frescos cuenta con el sistema automatizado PPG (Picking Puente Grúa), un sistema innovador de almacenaje y preparación de palés de carne, fruta y verdura. «Elimina los sobreesfuerzos en todo el proceso, desde la recepción de la mercanía hasta la formación de los palés que serán expedidos a las tiendas; además garantiza la correcta manipulación de los productos, asegurando la calidad de los mismos. Esta eficiencia en los procesos es clave para cumplir el objetivo de la compañía de garantizar la máxima calidad y frescura a los clientes», ha apostillado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos