Los juguetes tendrán una segunda oportunidad en la Azoka Txikia de Vitoria

La Azoka Txikia se celebrará el 16 de diciembre en el Iradier Arena./Rafa Gutiérrez
La Azoka Txikia se celebrará el 16 de diciembre en el Iradier Arena. / Rafa Gutiérrez

Hasta el 30 de noviembre podrán entregarse juegos y muñecos en buen estado en los ludoclubs y centros escolares que participan en esta iniciativa solidaria

NURIA NUÑO

Los juguetes de los niños vitorianos podrán disfrutar de una segunda oportunidad en un nuevo hogar. Un año más, y ya van diez, regresa Azoka Txikia, el rastrillo solidario que vuelve a organizar el Ayuntamiento de Vitoria en colaboración con la organización no gubernamental Save the Children; y cuyo fin es realizar una campaña de concienciación con escolares, sus familias y profesores. Hasta el 30 de noviembre podrán entregarse juguetes en buen estado en los ludoclubs y centros escolares que participan en esta décima edición. Apenas una semanas después, esos juegos y muñecos se venderán a un precio simbólico en la feria que acogerá el Iradier Arena el próximo 16 de diciembre.

Este proyecto de sensibilización pretende que los escolares de segundo ciclo de Educación Primaria y sus familias se acerquen a una realidad infantil diferente, al objeto de desarrollar «capacidad de empatía y actitudes solidarias, compartir aquellos juguetes que están en buen uso, colaborar en su centro escolar y ludoclub en la recogida de los mismos y participar en una gran fiesta final donde se venden los juguetes recogidos a un precio económico, para financiar un proyecto de cooperación al desarrollo».

En esta ocasión, 293 niñas y niños -sociosde los ludoclubs de la Red Municipal de Centros Cívicos- junto con 916 escolares de once centros educativos de la capital alavesa están participando en este programa municipal, en concreto, en el proyecto 'La voz de la infancia migrante II'. Gracias a esta iniciativa, tienen la oportunidad de acercarse a la realidad de las familias que se ven obligadas a salir de su país de origen por la violencia y los conflictos.

El dinero recaudado en la Azoka Txikia servirá para apoyar la labor de Save the Children en Grecia a favor de las niñas y niños migrantes y refugiados que viajan solos. En el centro de atención a menores no acompañados de Atenas, se prestan «servicios de cuidado y protección tanto a aquellos menores que viajan sin la compañía de un adulto, como a quienes se han visto separados de sus cuidadores o han perdido a sus padres y madres en los países de origen», ha recordado el Ayuntamiento de Vitoria.

Barco de rescate

En marzo de 2016, el cierre de fronteras y el acuerdo entre Europa y Turquía dejaron a unos 62.000 refugiados atrapados en Grecia y sus islas, entre ellos 18.500 niños y niñas. Los menores que viajan solos son los más vulnerables, expuestos al riesgo de abuso, explotación y violencia, incluido el abuso sexual e infantil, para poder sobrevivir. En la actualidad, en Grecia hay más de 1.473 pequeños en listas de espera para ser ubicados en un centro.

Gracias a los 12.346 euros que se recaudaron en la pasada edición del Azoka Txikia, el barco de Save the Children, el VOS HESTIA, pudo continuar su labor en el Mediterráneo central donde rescató a casi 10.000 personas en un año, 1.500 de las cuales eran niñas y niños, la mayoría no acompañados.

Fotos

Vídeos