El Gobierno foral retira su proyecto de reforma fiscal

La popular Ana Morales conversa con el diputado general de Álava, Ramiro González./Rafa Gutiérrez
La popular Ana Morales conversa con el diputado general de Álava, Ramiro González. / Rafa Gutiérrez

PNV, PP y PSE presentan una nueva reforma fiscal con las exigencias populares

MARÍA REGO

El cierre de 2017 llega acompañado del final de uno de los principales debates de este año. La reforma fiscal será en breve una realidad como consecuencia del acuerdo alcanzado en la materia –y también para las cuentas vascas– por la coalición de gobierno PNV-PSE y el PP a nivel de Euskadi aunque ese pacto haya obligado a un último movimiento para garantizar su aprobación tanto en tiempo como en contenido. Esa maniobra pasa por la retirada del proyecto fiscal registrado hace meses en la Cámara foral, algo que el ejecutivo alavés ha realizado este martes para que los grupos junteros –jeltzale, popular y socialista– presenten un nuevo texto con todas las propuestas incorporadas fruto de las negociaciones.

El anterior esquema podía complicar el visto bueno a la revisión fiscal ya que la tramitación pasaba por la presentación de enmiendas al proyecto de modificación tributaria –la fecha límite para su registro es hoy– que, a pesar de encontrarse acordadas, podían quedarse por el camino al referirse a cuestiones que el texto original no contemplaba y, además, había que someterlas a debate con sus correspondientes plazos. De esta forma, al presentar PNV, PP y PSE un documento común, se asegura su aprobación tal y como los firmantes lo han elaborado.

En su contenido aparecen las propuestas fiscales del PP ideadas de manera específica para Álava –donde su apoyo o el de EH Bildu se hacía necesario para obtener luz verde al existir un ejecutivo en minoría– que se han negociado y pactado de forma paralela al presupuesto foral. El acuerdo alcanzado el pasado jueves en ambas materias, y que los firmantes califican de "positivo", recoge esas cuestiones que beneficiarán a la provincia con un espacio destacado para las medidas destinadas a luchar contra el despoblamiento en municipios con menos de 4.000 habitantes. Se trata, en concreto, de aumentar las deducciones por la adquisición de la vivienda habitual en estos pueblos –todos salvo Vitoria, Llodio, Amurrio y Salvatierra– y por descendientes y ascendientes a quienes tengan o fijen en ellos su residencia. Los populares calculan que esas ventajas se elevarán en 306 y 200 euros, respectivamente.

IRPF y Sociedades

El paquete fiscal elaborado por la formación que lidera Ana Morales en Álava incluye asimismo cambios con los autónomos como objetivo, como permitir el pago fraccionado cada dos o tres meses a cuenta del IRPF o establecer una deducción de 1.000 euros en la cuota de ese tributo para menores de 30 años que inicien una actividad económica siempre que la mantengan un mínimo de dos ejercicios. En el caso del Impuesto de Sociedades, la reforma se fija, a demanda de los populares, el impulso de las pequeñas y medianas empresas para que no se vean fiscalmente perjudicadas cuando aumentan su facturación o su plantilla.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos