Álava se abrasa a más de 38 grados

La piscina se hizo ayer imprescindible.
La piscina se hizo ayer imprescindible. / Jesús Andrade

El mercurio alcanza los 34 grados en la capital alavesa en plena ola de calor y por segundo día consecutivo, a la espera de que bajen las temperaturas

M. DE LA MATA

Segunda jornada de bochorno axfisiante en todo el territorio. Piscinas a rebosar, gente buscando la sombra y terrazas repletas de vitorianos en busca de un refresco bajo el calor abrasador. Esa es la tónica de este lunes y martes en toda la provincia. Y es que el calor no da tregua a los alaveses. Las altas temperaturas azotan la provincia sobre todo en el norte, donde este martes se han alcanzado más de 38 grados en algunos puntos como Saratxo 38,3º, cerca de Amurrio, o 37,9º en Gardea, en Llodio, que el lunes marco la máxima con 37,4 grados a primera hora de la tarde. El resultado, lleno total en las piscinas y, ya en la tarde-noche, en las terrazas más fresquitas.

Decálogo contra el calor

El Departamento Vasco de Segurida activó este lunes el aviso amarillo por temperaturas extremas en todo el territorio, alerta que fue más intensa entre el mediodía y las seis de la tarde, horas en las que las máximas rozaron los 34 grados en la capital alavesa -35 en el medidor de Abetxuko- según la Agencia Vasca de Meteorología. José Antonio Aranda, responsable meteorológico de Euskalmet, explicó que la llegada de las temperaturas altas obedece a la entrada del viento del sureste que arrastra los «restos del calor» que la semana pasada abrasó el sur peninsular. Este martes, por segundo día consecutivo, las temperaturas ya rozan los 35 grados en Vitoria y las mínimas apenas han bajado de los 20, debido al viento intenso del sureste durante la primera mitad del día. Es por ello que las autoridades sanitarias advierten de la importancia de evitar el sol y el deporte en horas centrales del día, así como usar protección solar alta e hidratarse a pesar de no tener sensación de sed.

Bajada de temperaturas

Por la noche, advierte Euskalmet, podrían producirse chubascos dispersos. También hay posibilidad de tormentas. El miércoles el alivio térmico será importante en la zona cantábrica, con máximas por debajo de los 30 grados. En la capital alavesa la máxima descenderá hasta los 28 grados y la mínima rondará los 13. Esta tendencia se prolongará hasta jueves, jornada en la que las máximas descenderán de manera acusada. A partir del viernes las temperaturas volverán a subir y para el fin de semana se esperan días soleados y temperaturas agradables. Aranda asegura que el bochorno actual es totalmente habitual en los meses estivales, hecho que las heladerías y bares vitorianos agradecen ya que seguirán con su «agosto anticipado» en pleno julio en cuanto a ventas se refiere.

Temperatura máxima

38,3
grados se han alcanzado este martes en Saratxo, de momento, la temperatura más alta de toda la provincia.
37,4
grados se alcanzaron este lunes en Gardea, la que fue la temperatura más alta de toda la provincia. De cerca, le siguieron Zambrana, con una temperatura máxima de 37,2 y Areta, que alcanzó los 36,9. Vitoria se mantuvo con una máxima de 34 grados. En Abetxuko se registró un grado más.

Las máximas de hoy

Fotos

Vídeos