Comerón destaca sus reuniones con cerca de 200 colectivos de Vitoria mientras Urtaran «no escucha»

Leticia Comerón escucha a Javier Maroto durante la rueda de prensa de este sábado./Jesús Andrade
Leticia Comerón escucha a Javier Maroto durante la rueda de prensa de este sábado. / Jesús Andrade

La portavoz municipal del PP, junto al exalcalde Maroto, afirma que ha sacado adelante más de 50 iniciativas reclamadas por los vecinos

Ander Carazo
ANDER CARAZO

Soluciones a problemas que, a veces, pueden parecer pequeños. Esa es la filosofía de la ruta social que emprendió el PP de Vitoria hace ya varios años y que, en los últimos diez meses, se ha traducido en cerca de 200 reuniones con ciudadanos, colectivos sociales, hosteleros y pymes de la capital alavesa. Según ha destacado su portavoz municipal, Leticia Comerón, esto ha supuesto sacar adelante más de cincuenta iniciativas desde principios del presente ejercicio. Además del proyecto de la plaza de Santa Bárbara o los problemas de aparcamientos en las inmediaciones del hospital Txagorritxu, la edil popular ha recordado otros asuntos que a primera vista pueden resultar menores pero que resultan esenciales en el plano personal como el caso de un vecino de Zaramaga que sufría humedades en su vivienda, que incluso estaban afectando a su bebé. «Bastó con podar un poco el chopo que tenía junto a la casa, esa fue la solución», ha recordado.

Una labor que, según Comerón y el exalcalde Javier Maroto –también presente en el acto celebrado en el parque vitoriano de El Prado-, gana valor cuando en el Gobierno municipal está Gorka Urtaran que «no escucha lo que le reclama la calle». «La ruta social no sólo se traduce en hablar y conocer las demandas, sino también en poner todo nuestro apoyo en buscar solución. Nosotros no desistimos, pese a que muchas veces observamos cómo el PNV no quiere hacer caso», ha subrayado.

«Como hemos estado con las personas sabemos cuáles eran sus necesidades, prioridades y posibilidades que tienen. El Ayuntamiento tiene que estar para ayudarles y nosotros sabemos cuáles son esas necesidades», ha insistido la edil de la formación conservadora. «La política con mayúsculas está hecha en la calle. La nueva política es escuchar, participar y consensuar», ha añadido Maroto, quien ha intentado trasladar el modelo de la ruta social a nivel nacional tras su salto a la dirección de la calle Génova.

«Muchos reconocen que la gestión del Gobierno de Mariano Rajoy ha servido para mejorar la situación económica, pero el Ayuntamiento no puede estar subiendo los impuestos cuando ni siquiera vemos la rentabilidad en las calles. Urtaran planeaba subir la presión fiscal y nosotros le dijimos que no, y hemos conseguido que los vitorianos paguemos menos impuestos el año que viene», ha rematado Comerón.

Fotos

Vídeos