El Correo

Piden 12 años por pegar y encerrar en un baúl a su novia menor de edad en Vitoria

  • El hombre le propinaba puñetazos, mordiscos, golpes con una vara en la espalda e incluso la encerró en un baúl y amordazó para que no saliera de casa

La Fiscalía de Álava ha pedido 12 años y 9 meses de cárcel para un hombre acusado de maltratar a su pareja, menor de edad, a la que supuestamente propinaba puñetazos, mordiscos, golpes con una vara en la espalda e incluso la encerró en un baúl y amordazó para que no saliera de casa.

El juicio por estos hechos, que iba a celebrarse el pasado mes de junio y tuvo que posponerse, tendrá lugar la próxima semana en un juzgado de Vitoria.

El escrito del Ministerio Fiscal relata que el presunto maltratador inició cuando tenía 29 años una relación sentimental con su víctima, de 14 años, que se prolongó durante tres años y finalizó en octubre de 2013. Durante ese tiempo ambos estuvieron conviviendo en Gernika (Bizkaia), Santander, Haro (La Rioja) y Vitoria.

En esos años el acusado sometió a la menor a «continuos insultos, menosprecios y agresiones» como «puñetazos, bofetadas, mordiscos y golpes con una vara en la espalda». También, añade el fiscal, «obligó» a la menor a consumir cocaína en algunas ocasiones y pastillas para dormir en otras. Describe que la relación se basaba en el «control, la dominación y la relación de superioridad» del acusado frente a su víctima.

En el escrito de acusación se relatan diversos episodios como cuando el acusado encerró a la menor durante horas en un baúl, para después sacarla, mojarla con agua fría, ponerla delante de un ventilador y a continuación volverla a meter en el baúl «contra su voluntad».

En otra ocasión, el presunto agresor la amordazó y ató de pies y muñecas para que no saliera del domicilio. En este caso, lo hizo junto a otro acusado en este proceso, para quien la Fiscalía pide tres años de cárcel por un delito de detención ilegal y una indemnización de 1.000 euros por el daño moral causado. El escrito de acusación añade que la pareja de esta menor «prácticamente a diario» le propinaba puñetazos en la boca y que en una ocasión esgrimió un cuchillo con ánimo intimidatorio y la mordió en el cuello y en diversas partes del cuerpo.

A consecuencia de todo ello, la joven presenta diversas cicatrices y marcas, así como una gran ansiedad y sintomatología depresiva debido a la «experiencia traumática violenta vivida», que ha afectado a su «bienestar psicosocial, personalidad y desarrollo».

La Fiscalía considera que estos hechos constituyen un delito de maltrato habitual, tres de maltrato no habitual, dos de detención ilegal y otro de amenazas leves en el ámbito de la violencia de género, de los que es autor el acusado. Además pide que indemnice a su víctima con 10.000 euros por el daño moral causado y con 940 euros por las lesiones y secuelas, y que no se acerque a una distancia inferior a 200 metros ni se comunique con la joven durante 17 años.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate