El Correo

Vitoria se prepara para recibir 'Cabaret'

    fotogalería

    El grupo que integra 'Cabaret'.

    • La actriz Cristina Castaño, que anuncia su marcha de 'La que se avecina', es la estrella del musical que acogerá el Teatro Principal el próximo mes de junio

    «¡Willkommen, bienvenue, welcome...!». El cabaret más famoso de todos los tiempos, el Kit Kat, llegará a Vitoria a principios de junio. El Teatro Principal acogerá un musical que este año celebra medio siglo de existencia. En 1934, el escritor Christopher Isherwood publicó una novela corta inspirada en la gente que conoció en Berlín durante el auge del nazismo. El libro se convirtió en obra teatral en 1952, 'I am a Camera', y en 1966 saltó al teatro Broadhurst de Broadway en formato de musical. La película de Bob Fosse protagonizada por Liza Minnelli en 1972 y ganadora de ocho Oscar terminó por hacer inmortal esta historia de amor ambientada en tiempos turbulentos.

    'Cabaret' será uno de las grandes citas de la temporada 2017 en Vitoria. Esta nueva versión dirigida por Jaime Azpilicueta fue el acontecimiento teatral del año pasado en Madrid, con más de 200.000 espectadores que llenaron todas las funciones en el teatro Rialto. ‘Cabaret’, que abre en Bilbao el 1 de diciembre en el Arriaga, recalará en Vitoria con una nueva producción mucho más espectacular. El Kit Kat ya no es un tugurio decadente, sino un templo berlinés del glamour.

    «Traemos un montaje mucho más espectacular que el de Madrid», certifica el productor bilbaíno Gonzalo Pérez, al frente de Som Producciones. «La escenografía es más compleja, la música en directo, 70 personajes, los trajes, el ritmo brutal de las escenas... Es un musical con la banda sonora más famosa de la historia, y eso no se puede tocar. Pero desde el punto de vista teatral resulta mucho más dramático». La estrella del espectáculo, es por supuesto, Sally Bowles, la cantante inglesa del cabaret enamorada del joven americano aspirante a escritor.

    Cristina Castaño encarna el papel que consagró a Liza Minnelli. La actriz, estrella principal de este musical, ha anunciado su marcha de la serie que le ha brindado la popularidad, 'La que se avecina', donde encarna a una psicóloga inestable a la que los hombres le traen por la calle de la amargura. Castaño promete «una nueva visión» del Kit Kat Klub. «Nos avala una temporada de éxito en Madrid y una gira en la que el público acaba de pie».

    Este huracán pelirrojo ve 'Cabaret' más como «una obra de teatro cantada» que como un musical. «No se trata de dar la nota correcta, yo no quiero cantar las canciones de la misma manera cada noche. Ante todo, soy una actriz que sabe cantar. Normalmente los actores de musical están separados del resto, pero estos personajes requerían actores profesionales. Sally pasa de la comedia al drama en un segundo, tiene muchas luces y sombras». Castaño también incide en el lado glamuroso del espectáculo. «Los habitantes del Berlín de 1930 no iban a un cabaret a ver oscuridad y chicas con las medias rotas. Iban a ver glamour. Se trataba de olvidarse de los problemas y dejar fuera la negrura en la vida de estos personajes.

    La actriz alternó durante meses la grabación de ‘La que se avecina’ con ocho funciones semanales de 'Cabaret'. «Creo que nunca he tenido tanta energía. Lo haces gracias al público». Abandonar una de las series más vistas de la televisión no fue fruto del cansancio físico. «Ya eran siete años y consideraba que ese ciclo debía terminar para que empezase otro. Corría el riesgo de alargar demasiado esa época de mi vida. Judith es un personaje al que le he dado todo y él me lo ha dado a mí. Seguir significaría retroalimentar algo de lo que ya me he alimentado. Tenía que dejar 'Lo que se avecina' para que me llegasen otros personajes que quiero interpretar».

    Recibe nuestras newsletters en tu email

    Apúntate