El Correo

La Policía Local rechaza cuatro nuevos coches por llegar sin cambio automático

El Suzuki que ya ha recibido la Policía Local cumple con todas las especificaciones.
El Suzuki que ya ha recibido la Policía Local cumple con todas las especificaciones. / Blanca Castillo
  • Seguridad Ciudadana cree que la empresa proveedora incumplió el contrato al entregar vehículos con marchas manuales

Un incumplimiento del contrato por parte de la empresa de ‘renting’ que provee de vehículos a la Policía Local, según el concejal de Seguridad Ciudadana, Carlos Zapatero, ha hecho que todavía no se sepa con certeza cuándo llegarán a Vitoria los nuevos coches con la nueva imagen de ‘Polizia’ incorporada. La Guardia Urbana recibió el lunes el primer coche –un Suzuki– rotulado conforme a la nueva imagen de las policías locales vascas y con todas las especificaciones correctas. Sin embargo, y según informó el concejal del PSE en la comisión de ayer, el problema reside en que las otras cuatro dotaciones que completan el lote «tenían que ir con cambio automático y han llegado con cambio manual».

«Esto puede parecer un asunto baladí, pero en un coche que utilizan diferentes conductores y que tantísimos kilómetros va a hacer, puede conllevar una serie de averías. En ese sentido, hemos considerado que se ha producido un incumplimiento de contrato que no estamos dispuestos a asumir y vamos a proceder a corregirlo», añadió. Respecto al plazo en el que se incorporarán los nuevos coches, Zapatero aseguró que no podía concretarlo. Incluso llegó a admitir que «probablemente, esto suponga el tener que hacer un nuevo concurso. Los servicios jurídicos del Ayuntamiento están estudiando la situación. A mí también me parece fuerte que a lo mejor haya que echar para atrás todo para que no haya reclamaciones futuras de la empresa de ‘renting’».

Las empresas suministradoras además están obligadas por contrato a entregar los automóviles con la nueva identificación exterior, que incluye el escudo de las policías vascas –conocido como ‘Eguzkilore’– en el capó delantero, una ikurriña en la parte trasera y la palabra ‘Polizia’ en las puertas traseras y en la parte delantera, como adelantó EL CORREO. El nuevo diseño sigue las directrices del Manual de Uniformidad y Signos Externos de Identificación para las Policías Locales de Euskadi, publicado hace cuatro años por el Gobierno vasco.

La nueva imagen, reiteró el concejal de Seguridad Ciudadana, estará completamente implantada «en cinco años». Mientras, convivirán las dos estéticas corporativas; algo que suscitó las críticas de la oposición al considerarlo un periodo de tiempo demasiado largo. «Cinco años nos perecen excesivos para que la Policía Local tenga una doble identidad. Creemos que esto va a generar mucha confusión entre los ciudadanos y va a repercutir en una mala imagen de la Policía Local con mezclas de un logotipo entre una prenda y otra», criticó el popular Alfredo Iturricha.

Vida útil de las prendas

El cambio corporativo también incluye modificaciones en el vestuario de los agentes. Pero los nuevos uniformes, cuyo coste supera los 380.000 euros, deberán esperar, ya que el objetivo es lograr el cambio con el menor coste posible, agotando la vida útil de las prendas. De momento, sólo se modificarán las divisas. En el Servicio de Policía Local se lamentan de que disponen «aproximadamente del 45% del presupuesto para vestuario con que se contaba en el periodo 2010-2012». Si en 2010 la partida presupuestaria fue de 190.000 euros, este año se ha reducido a 85.000.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate