El Correo

Las trikitixas se afinan ya para Jon

Los Gwendal abrirán en Vitoria una gira en la que celebran 45 años de una carrera que hunde sus raíces en la música Celta.
Los Gwendal abrirán en Vitoria una gira en la que celebran 45 años de una carrera que hunde sus raíces en la música Celta.
  • El festival solidario Aitzina Folk entonará su cuarta edición en diciembre con el grupo bretón Gwendal como cabeza de cartel

Violines desatados, txistus ágiles, gaitas que le insuflan color al día más plomizo y trikitixas capaces de llevar al que escucha hasta un ignoto lugar, tan remoto como feliz, en el que se respira un ambiente de verbena permanente. La cuarta edición del festival Aitzina Folk entonará sus primeros compases en Vitoria a partir del próximo 3 de diciembre con Gwendal como cabeza de cartel de relumbrón para una cita solidaria, cuyos beneficios están destinados a la investigación de la ataxia talagiectasia, la rarísima enfermedad que padece Jon, el único afectado del País Vasco entre los 30 en toda España que luchan a diario para que la dolencia no haga desafinar sus vidas.

Carlos Nuñez, Oskorri, Kepa Junkera, Ana Alcaide y los Titiriteros de Binefar son algunos de los 30 artistas que han recalado ya en la capital alavesa para dar lustre a un festival que, al margen de su elogiable fin solidario, está llamado a consolidarse como uno de los eventos de referencia en el circuito folk nacional. En esta edición, los bretones Gwendal se antojan como el plato fuerte de un cartel en el que también brillan el grupo de música tradicional contemporánea Korrontzi, el txistulari Garikoitz Mendizabal y los gallegos Luar Na Lubre.

«¿Quién no ha bailado una de Gwendal en una verbena?», se preguntó ayer, durante la presentación del Aitzina Folk, Patxi Villén, director del festival y padre de Jon, el chaval cuya batalla contra la enfermedad inspira los compases de la cita musical. En efecto, los bretones cuentan con galones de sobra para plantarse por estos lares como una de las grandes eminencias de la escena folk internacional. En Vitoria abrirán el 27 de diciembre en Mendizorroza una gira en la que celebrarán el 45 aniversario de una formación que hunde sus raíces en la tradición celta, con brotes de jazz, rock y música clásica.

Los Gwendal compartirán tarde y escenario con el combo vasco Korrontzi, comandado por el trikitilari Agus Barandiaran, que promete llevar hasta el escenario de la plaza Amadeo García de Salazar un espectacular montaje con música y danza en el que 300 bailarines pondrán a prueba las tablas para interpretar temas clásicos del conjunto folk y de su último trabajo, ‘Korrontzi Dantzan’.

Kalejiras y talleres

Un día después, el 28 de diciembre, el Principal se impregnará del salitre y el verde esmeralda de la costa gallega. El conjunto gallego ‘Luar Na Lubre’ hará soplar los vientos celtas que se respiran en ‘Mar Maior’, el último de los discos de estudio de una banda que enfila ya tres décadas sobre los escenarios. La pléyade folkie la completan Garikoitz Mendizabal, toda una eminencia del txistu, los andaluces Vibra-Tó, el combo astur Tejedor –que tocarán en Amurrio– y los locales Ordago Folk.

Como en anteriores ediciones, la cita, que busca promover la cultura local y la animación musical en las calles, estará abrigada por un programa de actividades paralelas con kalejiras y talleres, con una especial mirada al público infantil, «esencial para crear cantera», explicó el organizador de la cita, que aprovechó el acto de presentación del cartel –al que también acudió la concejala de Cultura del Ayuntamiento de Vitoria, Estíbaliz Canto– para pedir mayor colaboración institucional para la investigación de la ataxia telangiectasia, que ocasiona graves daños de movilidad, dificultad en el habla inmunodeficiencia y otros problemas que condicionan el día a día de los que la padecen. Entre ellos, Jon, el pequeño por quien las trikitixas han comenzado a afinarse ya.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate