El Correo

Vitoria estudiará otra vez si se puede soterrar el tráfico en América Latina

El estudio del soterramiento parcial de la rotonda de América Latina, que recibió 457 votos, supondría 425.000 euros.
El estudio del soterramiento parcial de la rotonda de América Latina, que recibió 457 votos, supondría 425.000 euros. / Jesús Andrade
  • La propuesta de los residentes encabeza la lista de los 15 proyectos elegidos por votación para entrar en el presupuesto de 2017

Sobre la mesa del alcalde Gorka Urtaran descansa una lista con quince tareas pendientes de cumplir en 2017. Se trata de los proyectos escogidos por 2.243 vitorianos dentro de las votaciones del programa ‘Mejorando Vitoria-Gasteiz Hobetuz’, la iniciativa de presupuestos participativos que repartirá 3 millones de euros entre estas propuestas finalmente elegidas. En el listado de deberes que la ciudadanía pone al equipo de gobierno destaca, en primer lugar, no una obra, sino un estudio. El de soterramiento parcial de la rotonda de América Latina, uno de los puntos negros del tráfico en Vitoria.

El apoyo ciudadano a esta petición liderada por los vecinos de la plaza de Euskaltzaindia -agrupados en Euskaltzaindia Plaza Bizia-, que pelearon contra la ubicación de la nueva estación de autobuses, permitirá que los técnicos municipales desarrollen un plan para soterrar de forma parcial la circulación en la glorieta. La idea ya se barajó durante la legislatura del socialista Patxi Lazcoz, que ligó su ejecución a los trabajos del soterramiento del tren por la zona, un plan descartado.

El gran colector que se instaló en 2005 bajo la glorieta también desaconsejó llevar a cabo este plan. Los proponentes plantean hoy un soterramiento parcial de los carriles que van desde esta arteria de entrada a Vitoria hacia la calle Honduras, y en el sentido inverso. La medida permitiría descongestionar una rotonda por la que a diario circulan más de 100.000 vehículos y que, según denuncian los vecinos, acumula largas retenciones.

El Ayuntamiento reservará 425.000 euros en las cuentas de 2017 para que se estudie si es factible realizar esta obra. Pero que se elabore el proyecto no implica que el soterramiento se lleve a cabo. «Lo que vamos a hacer es el proyecto, que es el primer paso. Ése es el compromiso que adquirimos, y su realización -por la obra posterior- ya no depende de este proceso», avisó la concejala de Participación Ciudadana, Isabel Martínez, recordando que una obra de estas magnitudes supone un desembolso mucho mayor.

Martínez también desgranó las claves de esta votación, que entre el 27 de septiembre y el 9 de octubre movilizó a 2.243 personas que apoyaron tres de los 67 proyectos presentados a los presupuestos participativos. Y aunque se trate sólo del 1% del censo -todos los mayores de 16 años-, la edil calificó esta participación como «un éxito». A falta de la evaluación técnica de todo el proceso, que se llevará a cabo en noviembre con la intención de mejorarlo, «esta iniciativa ha sido muy bien acogida», insistió Martínez.

Junto al estudio del soterramiento parcial del tráfico de América Latina, la lista de iniciativas que contarán con financiación el próximo año incluye mejoras para hacer más accesible la plaza de la Constitución, (450.000 euros); el Anillo Verde (30.000); instalar juegos adaptados en todas las áreas infantiles (283.480 euros); y otras relacionadas con las bicicletas: guarda bicis, bidegorris por el centro y regulación del tráfico de bicicletas en la calle Honduras, por 195.000.

Además, se contemplan diferentes equipamientos zonas de juegos en Borinbizkarra y Elejalde, por 140.000 euros; frontones en Adurza y San Ignacio, por 220.000; espacios para perros, por 15.000; huertos urbanos, por 120.000; y un circuito de Parkour, por 200.000. También se recoge la remodelación de la calle Los Molinos, la creación de la «casa de mujeres incluyente» o una convocatoria para fomentar espectáculos de artistas locales por 30.000 euros. Parte de estos proyectos contaban con una bonificación a los votos -multiplicados por 1,5- al ser considerados de interés para la ciudad.

Al llamamiento del Consistorio se presentaron 203 propuestas, y tras el análisis técnico de 22 servicios municipales se validaron 67. Tras un periodo de exposición pública en el Palacio Europa, con 199 asistentes, arrancaron las votaciones y se difundieron 5.000 folletos explicando cada proyecto. En esos trece días 1.703 personas votaron presencialmente en los centros cívicos -el 1 de octubre 150 de ellas lo hicieron en el stand habilitado en la Virgen Blanca- y 540 optaron por la web municipal. A lo largo de todo el proceso, entre quienes escogieron las iniciativas hasta los implicados en su elaboración participaron 3.215 personas.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate