El Correo

«Las 7.30 es un horario muy normal»

fotogalería

Óscar Fernández, de Irabazi, entra en el ayuntamiento café en mano / Blanca Castillo

  • El alcalde adelanta su comparecencia y obliga a madrugar más a los corporativos

El alcalde, Gorka Urtaran, ha defendido que el horario inédito que ha marcado para dar respuesta a la petición de comparecencia del PP, las 7.30 horas de la mañana, es un horario «muy normal», de manera que los corporativos, que llegaron a la Casa Consistorial de noche y café en mano, quizá deban prepararse para ser llamadas en futuras ocasiones en este inusual momento del día. Hasta la fecha, las comparecencias se habían marcado como pronto a las ocho de la mañana, mientras que la actividad institucional habitual suele arrancar a las nueve.

El alcalde Urtaran decidió establecer este nuevo horario, estrenado hoy, para dar respuesta a la solicitud de comparencia que le reclamó el PP por la polémica concesión de 110.000 euros anuales a la asociación de electos de la izquierda abertzale, Udalbiltza, durante cuatros años, con la que este órgano hará cuatro estudios y unas jornadas sobre rugby femenino en 2017. «Hay mucha gente trabajando a esta hora en VItoria», defendio Urtaran. El PP vio en este adelanto horario un intento de dar menor repercusión a los asuntos espinosos.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate