El Correo

Urtaran cifra en 38 euros por familia el impacto de su propuesta fiscal

Los vitorianos pagarán un 15% más por tasa de basuras en 2017.
Los vitorianos pagarán un 15% más por tasa de basuras en 2017. / Igor Aizpuru
  • El equipo de gobierno deberá conseguir el respaldo de EH Bildu, con quien ya pactó el IBI, para sacar adelante unas tasas que rechazan el resto de la oposición

Los impuestos locales de 2017 comienzan a tomar forma, aunque todavía no son definitivos. La Junta de Gobierno Local aprobó ayer el proyecto presentado por el Gabinete Urtaran, que cifra en 38,24 euros anuales la subida planteada para una familia ‘tipo’ de los diferentes impuestos, tasas y precios públicos que rigen en la ciudad. Los grupos de la oposición recibieron la propuesta, que el próximo lunes será debatida en una Comisión de Hacienda en la que PP, EH Bildu, Podemos e Irabazi mostrarán de entrada su rechazo. La sesión de la comisión de ayer se limitó a aprobar por unanimidad el calendario de tramitación de las ordenanzas para que éstas puedan aplicarse desde el próximo 1 de enero.

Itziar Gonzalo, concejala de Hacienda (PNV), utilizó como ejemplo de la subida planteada por el Gabinete Urtaran a una familia media compuesta por cuatro miembros –una pareja con dos hijos menores de 18 años–, que viven en un piso de menos de 120 metros cuadrados, tienen un garaje y un coche y en la que todos están abonados a las instalaciones deportivas municipales. En su ejemplo, el Gobierno municipal cifra la repersución de los incrementos en la tasa de basuras, el consumo de agua, el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) para el piso y el garaje, el de vehículos y el abono deportivo. Este catálogo fiscal le hubiera supuesto a esa hipotética familia este año 973,53 euros en impuestos, mientras que el próximo debería pagar 1.011,77. Ese incremento de 38,24 euros «supone 3,19 mensuales», aporta Gonzalo para quitar hierro al esfuerzo que se reclama a los vitorianos.

El Gabinete Urtaran sostiene que, como esa familia ‘tipo’, la mayoría de los vitorianos van a ver rebajado el IBI –22,40 euros menos en la vivienda y 16 céntimos en el garaje–, mientras que todos sufrirán subidas en el impuesto de vehículos, que se incrementa un 10%, y en el abono deportivo, que también sube un 10%. La tasa de basuras acapara la mayor subida en el planteamiento de Urtaran (un 15%), unos 8,34 euros más anuales para la familia del ejemplo. «Conviene recordar que, en este momento, la tasa sólo cubre el 55% del coste del servicio», recuerda.

«Quitan bonificaciones»

El proyecto fiscal, una vez aprobado el IBI tras el acuerdo con EH Bildu, que también apunta como socio prioritario en cuanto al resto de tasas, recoge la congelación del Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) y subidas en otros impuestos, tasas y precios públicos que oscilan entre el 1,62% del agua y el 15% de la tasa de basuras. Se trata, según la edil de Hacienda, «cuantías razonables y asumibles, realizadas desde el sentido común». Gonzalo califica la propuesta de «realista, proporcionada, sin incrementos desmesurados y basada en principios de justicia social».

No piensan lo mismo los grupos de la oposición. Manu Uriarte (PP) consideró que «son subidas desproporcionadas que afectan directamente al bolsillo de las familias. Este Gobierno gasta en sus amigos lo que no tiene y mientras tanto la ciudad está parada, sin limpiar y los jardines sin mantener». El edil popular aseguró, además, que el impuesto de vehículos subirá un 20% a muchos ciudadanos «porque han quitado las bonificaciones por CO2 que afectaban al 82% de los vehículos». Lamentó las subidas de basuras, la OTA y el carné deportivo y denunció que «el IAE que ya venía con subidas del 5% en 2015 y del 5% en 2016, ahora lo vuelven a subir un 10%».

EH Bildu, por su parte, advirtió de que «no nos gusta la subida lineal que se plantea porque se carga el peso en las familias sin tener el cuenta la situación de cada una de ellas». Sin embargo, Miren Larrion recordó que «ya fuimos capaces de cambiar el IBI» y afirmó que «nuestro próximo reto será continuar por esa senda» para «garantizar el principio de progresividad». En términos similares se pronunció el edil de Podemos Jorge Hinojal. «No es de justicia que suban el mismo porcentaje los impuestos que afectan a los grandes capitales de nuestro municipio que aquellas tasas que afectan a toda la ciudadanía por igual», señaló.

Irabazi, por su parte, anunció que trabajará para «introducir en las ordenanzas la Fiscalidad Verde», afirmó Óscar Fernández. Consideró la propuesta de Urtaran «continuista y poco transformadora», así como «decepcionante e insuficiente» y propondrá cambios en el impuesto de vehículos, el ICIO y el IAE.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate