El Correo

El voto alavesista se deja notar en las urnas

Gaizka Toquero, delantero del Deportivo Alavés, posa con la makila de lehendakari, delante del Palacio de Ajuria Enea, en Vitoria.
Gaizka Toquero, delantero del Deportivo Alavés, posa con la makila de lehendakari, delante del Palacio de Ajuria Enea, en Vitoria. / Igor Aizpuru
  • Un votante introdujo una imagen del albiazul Gaizka Toquero frente a Ajuria Enea reivindicándole como lehendakari

Los votos nulos suelen dar mucho de qué hablar en las citas electorales. Algunos votantes se decantan por esta opción para expresar su malestar con el sistema o las formaciones políticas y denunciar casos de corrupción. O simplemente hacer una gracia que rompa la monotonía del escrutinio. En este sentido, se consideran sufragios nulos todos los que no incluyen en el sobre una papeleta electoral -o si hay más de una-; aquellos en los que se han introducido otro tipo de objetos, desde recortes de periódicos a revistas... y, cómo no, la recurrente rodaja de chorizo que acaba pringando el sobre de grasa y que se ha convertido en todo un clásico de las elecciones.

Este 25-S también ha dejado en Euskadi un voto nulo en su particular anecdotario. Un sufragio que se ha popularizado a través de las redes sociales. En este caso, el involuntario protagonista ha sido el vitoriano Gaizka Toquero. El delantero del Deportivo Alavés ha acabado este domingo en un sobre dentro de una urna, compartiendo espacio con las papeletas reservadas a los candidatos a la Lehendakaritza y al conjunto de los aspirantes a lograr un asiento en la Cámara vasca.

Una imagen del incansable y aguerrido futbolista, al que los aficionados de Athletic y Alavés han animado durante temporadas al grito de 'Ari, ari, ari, Toquero Lehendakari', surgió durante el escrutinio. Se trataba de una fotocopia de una icónica fotografía realizada en julio de 2015 por Igor Aizpuru, uno de los fotoperiodistas de El Correo en Vitoria.

Aquella fue una de las instantáneas que ilustraron la presentación del vitoriano como nuevo integrante de la plantilla del Deportivo Alavés y que protagonizó la portada del periódico. Con Ajuria Enea de fondo, el jugador sonriente y con la makila en la mano. El polo del Alavés, con el escudo en el corazón, redondeaba una estampa de gran carga simbólica. «El lehendakari albiazul», tituló el portadista de El Correo aquel día. Este domingo, un votante decidió que Toquero 'lehendakari' era su elección.