El Correo

Álava condena los incidentes en la UPV con el voto en contra de EH Bildu, Podemos e Irabazi

Daños causados por varios estudiantes en la huelga de marzo
Daños causados por varios estudiantes en la huelga de marzo / Jesús Andrade
  • La «jornada de lucha» contra la Lomce del pasado 17 de marzo se saldó con nueve jóvenes detenidos en Vitoria, un herido y cuantiosos daños en varias entidades bancarias, en el mobiliario urbano de la ciudad y en el interior del campus universitario.

Las Juntas Generales de Álava han aprobado hoy una moción presentada por el Partido Socialista en la que se «condena» la violencia y los daños materiales desencadenados en Vitoria durante «la supuesta jornada de lucha convocada por Ikasle Abertzaleak» el pasado 17 de marzo.

La moción ha contado con los votos favorables de PNV, PP y PSE y Grupo Mixto independiente y el contrario de EH Bildu, Podemos e Irabazi, que han mostrado su disposición a respaldar una enmienda de sustitución presentada por Podemos que «contextualizaba mejor los hechos».

En la moción aprobada finalmente las Juntas Generales muestran su apoyo al servicio público que presta la Universidad del País Vasco, y condenan «las amenazas e intimidaciones a estudiantes y trabajadores del campus universitario», así como los desperfectos en las instalaciones, una «muestra de intolerancia y de desprecio totalitario a la libertad de expresión y de cátedra». Asimismo condenan «la violencia, destrozos y daños materiales desencadenados en Vitoria durante la supuesta jornada de lucha convocada por Ikasle Abertzaleak».

Eva Jiménez, portavoz del PSE, ha recordado que el debate «no es sobre la Lomce, que el partido socialista rechaza», sino sobre «la violencia que se produjo ese día«, y ha recordado que Ikasle Abertzaleak «no ha condenado» lo ocurrido.

Para la portavoz del PNV, Izaskun Moyua, la moción socialista contiene puntos que su partido «puede asumir sin ningún problema», y se ha preguntado qué impide a algunos grupos condenar «unos hechos vandálicos cometidos por una minoría».

Por su parte, el portavoz del PP, Javier De Andrés, ha asegurado que la moción de sustitución de Podemos ha tratado de «lanzar un anzuelo para evitar hablar del uso de la violencia en la defensa de unas ideas». En su opinión «la autodenominada nueva política vuelve al pasado de la justificación de la violencia».

El juntero de Podemos Juan José Celorio ha defendido la presentación de la enmienda de sustitución ya que «contextualiza» los hechos ocurridos aquel día en el marco de las protestas llevadas a cabo contra la Lomce. En este sentido ha asegurado que «los partidos viejos están descolocados y nostálgicos, porque que les gustaría volver a una época en la que la violencia fuera algo que les sirviera políticamente».

Por su parte Iñaki Ullíbarri, de EH Bildu, ha recordado que su formación condena los hechos ocurridos el 17 de marzo, aunque ha mostrado su rechazo a la moción socialista, porque «está sobreactuada». En su opinión, Podemos ha realizado un planteamiento «más ponderado y equilibrado», ya que «desarrolla todo el contexto de lo que ocurrió aquel día».

El portavoz de Irabazi, Jose Damián García Moreno, ha insistido en que también condena los hechos violentos, aunque ha matizado que «nadie va a imponer» a su formación «los términos de esa condena».

Por último Miguel Ángel Carrera, que tras su marcha de Ciudadanos se ha integrado como independiente en el grupo mixto, ha votado a favor de la moción socialista ya que «intenta ir a unos hechos condenables de una violencia innecesaria».

La «jornada de lucha» contra la Lomce convocada por el sindicato de estudiantes Ikasle Abertzaleak el pasado 17 de marzo se saldó con nueve jóvenes detenidos en Vitoria, un herido y cuantiosos daños en varias entidades bancarias, en el mobiliario urbano de la ciudad y en el interior del campus universitario.