Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
ALAVA - VIZCAYA | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Álava

ÁLAVA

El mal tiempo retrasa la cosecha de aceitunas, que debía haber terminado a finales de noviembre La comarca cuenta con 300 hectáreas de olivar
15.12.08 -

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
La Rioja Alavesa no es sólo tierra de vides y vinos. Sus campos rojizos son idóneos también para el olivo, un árbol que históricamente ha estado muy presente en esta comarca. «Según un informe de la Sociedad de Estudios Vascos-Eusko Ikaskuntza, antiguamente había trujales en todos los pueblos, pero a mediados del siglo XX , al hacerse la concentración parcelaria, se arrancaron muchos de ellos en favor del cereal», comenta Alberto Alecha, ingeniero agrónomo de la Asociación del Olivo de Rioja Alavesa (Adora), un colectivo empeñado desde hace ahora seis años en recuperar tradición aceitunera de la comarca.
El proyecto no sólo está en marcha, sino que ya empieza a dar sus frutos. La superficie de olivar ha pasado de doscientas a trescientas hectáreas en muy poco tiempo y el objetivo es llegar a las quinientas para 2014. ¿Con qué objetivo? «Lograr un rendimiento económico. El aceite se producía sólo para el autoconsumo familiar. Lo que ahora se pretende es sacar una rentabilidad, además de obtener unos beneficios medioambientales porque la plantación de árboles aumenta la biodiversidad y permite luchar contra la erosión».
El ejemplo de la Toscana
El espejo en el que se miran los 500 propietarios de olivos en la Rioja Alavesa es el de la Toscana. Al igual que en esta bella región italiana, cuya capital es Florencia, la comarca alavesa cuenta con un terreno y un clima idóneos para conseguir dos productos alimenticios que sean sinónimo de calidad. Con el vino ya lo han logrado y con el aceite está en la vía de conseguirlo. De hecho, Adora ya está dando los primeros pasos para poner en el mercado 70.000 litros del mejor aceite.
Se trata de un producto virgen, de calidad extra, que se obtiene de la aceituna arróniz, una variedad propia de la zona, así como de la comarca media de Navarra. Según explica Alecha, se trata de un tipo de fruto que se adapta muy bien tanto al frío como a la sequía. «Como florece tarde, a final de mayo, permite evitar las heladas tardías que se dan en estas tierras», detalla el técnico de Adora.
Las características del aceite que proporciona esta oliva es un alimento «con un intenso aroma a aceitunas verdes. Es un producto de primera calidad», subraya Alecha. En la boca es ligero, aunque con un agradable picor. Además, cuenta con un alto contenido en polifenoles. Para evitar el amargor de estos antioxidantes naturales «muy interesantes en la dieta mediterránea», se tiene muy en cuenta el punto óptimo de madurez a la hora de hacer la recolección, así como al tratarlo en la almazara. «Elaboramos un aceite 'de autor', capaz de competir con los mejores de zonas de mayor producción», asegura el técnico de Adora,
Siete marcas
Debido a este objetivo de lograr la máxima calidad, Alberto Alecha no oculta cierta preocupación por el retraso de la cosecha de este año. «Tenía que haber acabado a finales de noviembre y apenas se ha podido recoger debido al mal tiempo». El ingeniero agrónomo señala que esta circunstancia no es nada favorable porque lo ideal es recolectar las aceitunas «sin enverar del todo», es decir antes de que tomen color de fruta madura. La finalidad de cogerlas un tanto verdes no es otra que conservar sus aromas vegetales.
Hasta el momento, el aceite alavés se comercializa bajo siete marcas. 'Adora' es la marca de la cooperativa que agrupa a algo más de un centenar de productores. Las bodegas Primicia, Loli Casado y Casado Morales venden sus productos con estos mismos nombres. Heredad Ugarte lo hace con la etiqueta 'Martín Cendoya' y Arresi ofrece 'Amaia'. El trujal de Moreda, por último, comercializa 'Virginal', toda una metáfora de la excelencia de su producto.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS