El Correo

Bilbao, 19 oct (EFE).- Las rebajas del verano de 2016 han funcionado de manera desigual por sectores y en general no han cumplido las previsiones del comercio, según los datos de la Encuesta de Coyuntura realizada por la Cámara de Comercio de Bilbao.

Si a finales de junio un 22,3 % de los comercios minoristas esperaba aumentar sus ventas en verano, tan solo lo ha conseguido un 15 %, mientras que en el polo opuesto, cuando un 44,3 % esperaban bajar sus ventas, la caída ha acabado afectando al 55,3 %.

Los sectores que más han sufrido en época de rebajas son los de Equipamiento de las Personas y Otros Bienes de Consumo, en los que las ventas han retrocedido el 72,1 % y el 46,6 % en los comercios, respectivamente. En la vertiente positiva, ha destacado el sector de Equipamiento del Hogar, con un crecimiento en el 32 % de los comercios.

De cara a la campaña de otoño, los comerciantes de Bizkaia se muestran optimistas, y un 35,5 % espera mejorar sus ventas; el sector de Equipamiento del Hogar, el que más ha crecido en verano, es también el más optimista, ya que un 42,8 % de los comercios espera aumentar el volumen de ventas.

En cuanto al empleo, un 85,3 % de los comercios mantendrá su plantilla, mientras que un 12,6 % reducirá el número de empleados. En este apartado, los sectores más pesimistas son Alimentación y Otros Bienes de Consumo, con unas expectativas de 27,4 % y 21,1 % de reducir la plantilla, respectivamente.

El Indicador de Confianza del Comercio Minorista de Bizkaia ha registrado una recuperación tras llevar una tendencia descendente desde el principio del año.

Así, un 55,7 % de los comerciantes de Bizkaia espera que la situación general, en los próximos seis meses, se mantenga estable, mientras que un 30,7 % cree que mejorará.