El Correo

Vitoria, 18 oct (EFE).- El presidente del PP de Álava, Javier de Andrés, ha reconocido que los populares no están "nada contentos" por haberse quedado fuera de la Mesa del Parlamento Vasco y hubieran preferido que este órgano tuviera "más representatividad" y "diera lugar a un mayor juego político".

El Partido Popular no formará parte de la Mesa del Parlamento después de PNV, EH Bildu, Podemos y PSE se hayan repartido sus cinco asientos, con dos representantes para los nacionalistas y los tres restantes a razón de uno para cada grupo.

El PNV ocupará la presidencia, con lo que Bakatxo Tejeria repetirá como presidenta de la Cámara, y tendrá también una secretaría.

EH Bildu logrará la vicepresidencia primera y las negociaciones de los grupos se centran ahora en intentar consensuar a quién corresponderá la vicepresidencia segunda y la secretaría restante, si a Elkarrekin Podemos o al PSE, según han explicado fuentes parlamentarias

Con este reparto de asientos el PP, la formación menos votada aunque con los mismos escaños que los socialistas, se queda fuera de la Mesa, una decisión que con la que los populares no se sienten "nada contentos".

"Hubiéramos querido buscar otras formulas que dieran mayor representatividad" y propiciaran "un mayor juego político", ha afirmado en una rueda de prensa De Andrés, quien ha vaticinado que los nacionalistas "van a procurar durante toda la legislatura la suma de Bildu, PSE y PNV, con algún apoyo que puedan tener de Podemos".

El también parlamentario vasco ha denunciado que el PNV "no quiere pactar con el PP", sino que prefiere "llegar a acuerdos con EH Bildu", como ya ha hecho -según ha explicado- en Vitoria y Álava, que ha sido "el campo de pruebas de ese pacto".

En su opinión los acuerdos entre que nacionalistas y soberanistas han sellado en el Ayuntamiento de Vitoria y en la Diputación alavesa (instituciones que el PNV gobierna con el PSE) "los van a extender al conjunto del País Vasco".